Archivo de la etiqueta: Emiratos Árabes

La estrategia de la hermandad musulmana

Los “hermanitos” armados hasta los dientes con armas largas para atacar a la policía, ejército, cristianos coptos, laicos, la izquierda y el pueblo en general
Los “pacíficos” Hermanos Musulmanes armados hasta los dientes con armas largas para atacar a la policía, ejército, cristianos coptos, laicos, la izquierda y el pueblo en general. ©Resistencia Libia

«Si Dios decreta que tenemos que caminar por siete mares de sangre y que la región entera tiene que hundirse en la sangre para obtener venganza por el honor y dignidad, entonces nosotros caminaremos por los mares de sangre.»

(Radio Damasco, 11 de junio de 1967)

El 14 de agosto de 2013 sucedió lo que muchos esperaban. Las fuerzas del Estado egipcio  procedieron a ejecutar el levantamiento forzoso de todos los campamentos de protestas de los seguidores de la Hermandad Musulmana en las importantes ciudades egipcias de Nasser y Giza. Varios medios internacionales insistieron en resaltar y magnificar las cifras no menos importantes de muertos y heridos producto de la violencia generada por la acción del ejército egipcio y la resistencia de los seguidores del depuesto presidente egipcio Mohamed Mursi. La acción de las fuerzas egipcias encontró resistencia armada por parte de los milicianos de la Hermandad Musulmana que no dudaron en responder con igual poder de fuego. Imágenes impactantes de fuego cruzado nunca aparecieron en los primeros momentos de los eventos.

La información estaba claramente parcializada y dominada por Al-Jazzera, (claramente alineada con EEUU), que colocaba a los islamistas como víctimas de una clara represión. De los policías y militares muertos nada se comentó en los mismos medios. Hoy comienzan a circular  por los medios alternativos. Cabe destacar que desde el derrocamiento de Mursi, el pasado mes de julio, los manifestantes islamistas habían llevado al país a una virtual paralización de todas sus actividades habituales y generado conatos de violencia sectaria en todo el país , atacando iglesias coptas y a los grupos afectos al gobierno de transición dirigido por Adli Mansour y el general Abdel Fatah Al Sisi.

Las fuerzas militares egipcias pretendían con esta acción el restablecimiento del orden público, romper con la resistencia de la Hermandad Musulmana para continuar con el proceso de transición y arribar de forma pacífica a las elecciones presidenciales previstas para febrero del próximo año. El actual gobierno dirigido por Adli Mansour había hecho reiterados llamados a la dirigencia de la Hermandad Musulmana para que no siguiera utilizando a los manifestantes pro-Mursi como «escudos humanos» para el momento en que venciera el plazo hecho por las Fuerzas Armadas Egipcias para iniciar el desalojo de las ciudades tomadas. Cientos de mujeres y niños estuvieron presentes en dichas concentraciones y presenciaron los eventos dolorosos y brutales del desalojo, y fueron utilizados como escudos por los islamistas armados.

La estrategia de la Hermandad Musulmana ha consistido históricamente en victimizarse ante la comunidad internacional por la represión; antes, del dictador Hosni Mubarak (gobierno en el que participó la Hermandad Musulmana hasta sus últimos días), y hoy se victimizan por la represión del gobierno de transición. Para ello han contado con el apoyo de los medios trans-nacionales y fundamentalmente de Al-Jazzera. Pero ninguno de estos medios se atreve a difundir la noticia de que grupos comandos jihadistas-mercenarios traídos de Siria y Libia han ejecutados acciones terroristas contra las instalaciones militares egipcias en el Sinaí y en todo el país, pretendiendo con esto presentar una imagen de caos e ingobernabilidad de Egipto. Tampoco dicen nada sobre el apoyo que Al-Qaeda se encuentra brindando a la Hermandad Musulmana.

El frente Tamarrud (responsables de las grandes movilizaciones previas al derrocamiento de Mohamad Mursi) y La Corriente Popular Egipcia, el más importante frente de izquierda de Egipto y encabezado por el muy popular ex candidato presidencial Hamdeen Sabbahi, sostienen que la Hermandad Musulmana es responsable principal de la violencia del miércoles pasado debido a que el grupo islamista ha «elegido un escenario de enfrentamiento con el Estado» y llaman a la conformación de comités de defensas populares para apoyar al gobierno transitorio.

Una posible guerra civil en Egipto sería la cruel situación más ansiada por la Hermandad Musulmana, los Estados Unidos e Israel. Si bien es cierto que los estrategas estadounidenses poseen una gran influencia dentro de la cúpula militar egipcia, saben que los últimos eventos acaecidos en ese país han develado la responsabilidad de los Estados Unidos, la Unión Europea y las petro-monarquías del Golfo por su apoyo a la Hermandad Musulmana. La situación que vive el pueblo egipcio ha radicalizado a muchos grupos dentro de las Fuerzas Armadas, razón que motiva hoy fuertes dudas y desconfianza por parte de los estrategas halcones imperiales hacia los militares de ese país.

El criminal proyecto del Islam político reaccionario para la región -en el que coinciden tantos los estrategas estadounidenses como sus aliados sionistas- se inscribe precisamente dentro del plan de desmantelamiento de todos los Estados-Nación del mundo árabe y más allá; en la división confesional y tribal de todos aquellos territorios de forma que dé lugar a la creación de nuevos califatos y reinados medievales (similar a Arabia Saudita, Qatar, Bahréin y los Emiratos Árabes Unidos) regidos por la anarquía y la interpretación reaccionaria de la Ley islámica (La Sharia).

Para alcanzar este propósito en Egipto, la Hermandad Musulmana lo intentó a través de reformas constitucionales. Fracasado el intento y derrotados por la movilización popular y la oportunista cúpula militar que terminó por derrocar a Mohamed Mursi, ahora la vía por la que pretenden imponerse será la Guerra Civil. Un Estado debilitado por el caos sería objeto fácil para su desmantelamiento. (Todas tácticas utilizadas desde antaño por N.O.M.).

Los muertos egipcios sólo benefician a la Hermandad Musulmana y abonan su propósito criminal para buscar apoyo internacional a su causa, una intervención extranjera auspiciada por la ONU y su retorno al poder en ese país. La primavera árabe se ha convertido en un cruel invierno para los pueblos de la región y en una nueva oportunidad para el reaccionario proyecto político que esconden los islamistas.

Lo que sucede en la República Árabe Siria es ejemplo de lo que pretende reeditar la Hermandad Musulmana en Egipto. Pero el pueblo egipcio y su vanguardia nasserista no caerán fácilmente en la trampa de los reaccionarios.

«Los muertos sólo benefician a la Hermandad Musulmana en Egipto» de Basem Tajeldine*

* Marxista. Investigador de temas geopolíticos internacionales en el Centro de Saberes Africanos. Moderador del programa VOCES CONTRA EL IMPERIO, RadiodelSur y RNV.

Con información de : Aporrea

©2013-paginasarabes®

Veintiséis millones de razones

moro_001
Veintiséis millones de razones

“Quién eres tú, quién soy,
dónde terminan, dime, las fronteras
y en qué extremo
de tu respiración o tu materia
no me respiro dentro de tu aliento”.
José Ángel Valente




Nueve de Abril de 1609: Felipe III decreta la expulsión de 325,000 moriscos, borrando la última huella del pasado árabe de España. Ha llovido mucho sobre la relación hispano árabe, cimentada en una intensa historia de alianzas, guerras, periodos de paz y convivencia, conquistas y la mal llamada reconquista. Es la expulsión de los moriscos, menos conocida que la conquista de Granada en 1492, la que borra el elemento árabe, aunque sigue perviviendo en nuestra conciencia colectiva.

En La Huella Morisca. El Ándalus que llevamos dentro, Antonio Manuel Rodríguez escribe: “La expulsión de los moriscos, acaecida hace cuatro siglos, no es un episodio menor en la historia de la Península Ibérica. Revela como pocos el cúmulo de contradicciones que pesan sobre nuestra sociedad actual, en la que coexisten un cada día mayor recelo hacia el mundo musulmán con un ingente legado cultural procedente de su presencia entre nosotros, y que influye más de lo que pensamos o tendemos a admitir en nuestra mentalidad y costumbres.”

Si miramos en Google “árabes y España” encontramos unos veintiséis millones de entradas. Algunas se refieren a trabajos académicos de arabistas españoles o hispanistas en Marruecos, Egipto y Turquía que tratan de fomentar el dialogo y divulgar una mejor comprensión de una historia hispano árabe compartida.

Mientras muchos trabajamos por entender la relación entre los dos pueblos y un mayor acercamiento, las repercusiones del 11S o del 11M o las teorías de Samuel P. Huntington en su Choque de civilizaciones consagran una separación sociopolítica del mundo árabe, no solo en España sino en el resto del mundo occidental. Al proponer un dialogo hispanoárabe hay que entender la historia que compartimos; pero, sobre todo, es preciso articular foros, que más allá de los estereotipos, sirvan para dialogar sobre las soluciones a los problemas de una sociedad global que a todos nos afecta, para conocernos mejor y sobre todo para promover la cooperación entre nuestros pueblos.

Si tomamos como ejemplo la religión, observamos que para una gran mayoría de españoles el cristianismo está tan vinculado a Europa como el islam al mundo árabe, cuando la realidad es que existe una gran población musulmana en Europa y cristiana en el mundo árabe. Pocas veces se recuerda que hemos compartido la tradición religiosa abrahámica durante mucho más tiempo con los pueblos árabes que cualquier concepto moderno de nación o incluso de civilización.

Si nos asomamos al terreno económico, encontramos que pese a la abrumadora influencia de los fondos soberanos del Golfo en Europa, el FMI y Standard&Poors clasifican al Estado de Qatar y a los Emiratos Árabes Unidos como mercados fronterizos, una infra-categoría de los llamados mercados emergentes. Considerando la crisis del modelo económico global y la actual situación de los mercados europeo y estadounidense, esta categoría debería revisarse a la luz de estudios que contemplan modelos económicos distintos.




En el campo político, la Primavera Árabe y los dramáticos acontecimientos en Libia y Siria —y Egipto en las últimas semanas— han reforzado la imagen de inestabilidad en la región, muy alejada del concepto de estabilidad política predominante en Europa, pero también de la realidad que conocemos los que vivimos en la zona. Conceptos como democracia, monarquía, constitución, representación política, derechos humanos, estado social y el papel de la sociedad civil forman hoy parte del debate político en el mundo árabe, y están encontrando progresivamente una articulación propiamente árabe. ¿Cuándo se harán eco de este progreso los medios?

Los Emiratos han avanzado en unas décadas lo que a las sociedades europeas les costó siglos alcanzar. Estos esfuerzos no obtienen la repercusión que sí se registra de otras zonas en desarrollo. Mientras desde Europa seguimos mirando al mundo árabe como una realidad lejana, los pueblos árabes, superado el post-colonialismo e inmersos en su propia modernidad, invierten enormes esfuerzos y capitales en crear una identidad enraizada en su cultura y tradiciones pero sorprendentemente muy próxima a las de Europa.

Estamos en un buen momento para fomentar el dialogo hispano árabe, tanto a nivel histórico como contemporáneo. Así, comenzando quizás con la asimilación del controvertido legado de Al Ándalus y siguiendo con el reconocimiento de la influencia que la Primavera Árabe ha tenido en los movimientos del 15M, podremos entender que el mundo árabe y España han compartido y comparten una realidad que, en el mejor espíritu de Granada, convendría desgranar.

Este acercamiento al otro tiene una indudable dimensión humanista, andalusí por definición, y sin duda nos descubrirá partes de nosotros mismos de las que ignorábamos su existencia. Nos ayudará a fortalecer nuestra propia identidad y sobre todo contribuirá a hacer de nuestras sociedades realidades en las que la diferenciación se celebre como un elemento esencial.

Por León Fernando del Canto: abogado en el Reino Unido, trabaja como asesor internacional en el Estado de Qatar. Pertenece al Consejo directivo de Al Sharq Forum Foundation en Ginebra, cuya misión es desarrollar estrategias de desarrollo político, justicia social y prosperidad de los pueblos de Al-Sharq (Oriente).

©2013-paginasarabes®

Halcones. Los otros ‘hijos’ de las familias árabes

halcon_simbadad_a
Halcones. Los otros ‘hijos’ de las familias árabes

Los halcones, para los árabes, son uno más de la familia. La adoración que sienten por estas rapaces es tal que hasta cuentan con hospitales para ellas. En Abu Dhabi está el mayor y más avanzado del mundo, por el que han pasado en 15 años más de 55.000 ‘pacientes’. ¿Pero de dónde les viene esta pasión?

Llevaban tres días sin comer. Los hombres habían salido antes del alba en una búsqueda desesperada de alimentos. Las mujeres y los niños esperaban en el campamento, al amparo de dos grandes dunas. El hambre dolía.

Y nada podían hacer, salvo esperar. Para aquellos beduinos nómadas, una pieza de caza era la diferencia entre la vida y la muerte. El desierto no cedía recursos que aseguraran la supervivencia de la tribu. Amparados por la noche, los hombres habían salido a cazar sabiendo que su empresa en aquel mar de arena dependía del dromedario, el animal que les permitía acarrear sus enseres, y de su más efectiva arma de caza: el halcón.

Al atardecer, los hombres regresaron al campamento. Sus gritos lejanos advertían de que la incursión había sido un éxito. Ya en el campamento, todos disfrutaron de la comida reforzando los vínculos que unían a los miembros de las ‘familias’: padres, hijos y halcones. Y es que estas aves son uno más del clan desde los tiempos en que los habitantes de los actuales Emiratos Árabes eran nómadas. La dependencia mutua hizo que las barreras entre hombre y animal se sobrepasaran, creando un vínculo indestructible. Los Emiratos Árabes Unidos son hoy un país avanzado y rico, pero el amor de sus habitantes por los halcones es el mismo, hasta el punto de convertirlos en el emblema nacional.

Y, al igual que cuentan con extraordinarios hospitales para personas, tienen también el mejor hospital de halcones del mundo. El Hospital de Halcones de Abu Dabi, capital de los Emiratos, acoge cada año a más de siete mil de estas aves. Dirigido por la doctora bávara Margit Muller, cuenta con los mejores soportes técnicos y humanos para asegurar la salud de estas aves. Hay rayos X, endoscopios, quirófanos e incluso una unidad de cuidados intensivos. Los más de 200 halcones que pueden estar internados a la vez disfrutan de habitáculos con climatización, servicio de ‘reparación’ de plumas dañadas, pedicura y toda suerte de cuidados adicionales. «La cetrería en Abu Dabi es muy diferente de lo que es en Europa dice Muller. Aquí no se considera un deporte ni una diversión. Los halcones están realmente integrados en las familias. De ahí que estas se preocupen tanto por su salud».

Desde que abriera sus puertas, en 1999, el hospital ha curado a más de 55.000 halcones. Pero el centro ha ido avanzando más allá de su misión veterinaria. La doctora Muller y su equipo han descubierto nuevas enfermedades y tratamientos y han desarrollado un ambicioso proyecto de reintroducción de halcones peregrinos y sacros dos especies en peligro de extinción en la vida salvaje y en las rutas migratorias tras haber sido utilizados para la cetrería o haber nacido en cautividad; un éxito que asegura la supervivencia de dos especies amenazadas. Gracias a eso, hoy son ya más de 1300 los halcones que se han soltado en Pakistán, Irán o Kazajistán.

El hospital y su exitosa trayectoria se deben a la visión conservacionista del primer presidente y fundador de los Emiratos Árabes, el jeque Zayed Bin Sultan Al Nahyan. «La cetrería moderna en Abu Dabi nace del trabajo y la pasión del jeque Zayed comenta Muller. Fue un apasionado cetrero y quiso tanto a los halcones que hizo cuanto pudo para protegerlos como animales y como herencia cultural de su pueblo». Siguiendo sus deseos, el hospital realiza hoy una misión educativa y cultural que trasciende las fronteras de Abu Dabi. «Las tierras donde se levantó el hospital fueron un regalo suyo concluye Muller. Siguiendo su legado, nos involucramos para preservar la cetrería como un patrimonio cultural».

El más rápido del cielo

Ojos de alta definición. La vista es clave para el halcón. Tiene un olfato menos desarrollado que otras aves, pero su agudísima visión le permite cazar al vuelo a altísima velocidad y con gran precisión.

Alas supersónicas. Son finas y puntiagudas y le permiten volar a más de 300 km/h en picado cuando caza, lo que lo convierte en el animal más veloz de la Tierra. Su envergadura es de 120 cm.

Aves prehistóricas. Se estima que, tal como los conocemos, los halcones llevan nueve millones de años en la Tierra. Pero variantes menos evolucionadas podrían haber existido incluso hace 50 millones de años.

Misterioso diente. Su poderosísimo pico curvo acaba en un enigmático diente con el que mata a sus presas, partiéndoles la columna en pleno vuelo. Ahora se podrá saber algo más sobre el origen de esta extrañeza.

Ellas mandan. Como en otras rapaces, la hembra es hasta un 30 por ciento más grande que el macho: ellas miden 60 cm y pesan 1,5 kg. Cazan aves de tamaño medio: patos, gaviotas, palomas…

Por Fernando González
Con información de:Finanzas

©2013-paginasarabes®