Archivo de la categoría: Historia

Alardah Alnajdiyah – (Danza con espadas)

Alardah – Danza con espadas

Historia y significado de la danza con espadas

El Alardah más común en Arabia Saudita, llamado Najdi Alardah, fue realizado inicialmente por guerreros árabes en la región central de Najd en Arabia Saudita antes de encontrarse con sus enemigos en el campo de batalla. El baile de espadas era una forma de que los hombres mostrarán sus armas y mostraran su espíritu heroico. El Najdi Ardah también recuerda las batallas lideradas por el rey Abdulaziz Al Saud, el fundador de Arabia Saudita.

Hoy en día, la danza folclórica se realiza en todas las provincias sauditas y se ha convertido en un símbolo de la cultura tradicional saudí. En 2015, Ardah fue inscrito en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la UNESCO.

¿Qué sucede durante un Alardah?

La danza de la espada presenta dos líneas de artistas, (generalmente, pero no siempre, hombres), parados hombro con hombro y uno frente al otro. Los hombres visten ropa tradicional que es específica de la región de Najd en Arabia Saudita: abrigos largos bordados llamados daghla con cuellos verticales y seis botones, que se superponen sobre túnicas de algodón blanco llamadas murowdin que tienen mangas largas triangulares. Los hombres usan cinturones de munición de cuero en diagonal sobre el pecho y sostienen sus espadas en la mano derecha.

El Alardah es interpretado por bailarines, tamborileros y poetas. Comienza con una sola línea de recitados rítmicos que se repite cuando un segundo grupo de hombres lleva pasos de tambores entre los hombres que sostienen espadas y se mueve al unísono al ritmo de sus tambores. Los hombres que llevan espadas se balancean de un lado a otro mientras cantan. Doblando la rodilla e inclinándose hacia adelante, levantan y bajan sus espadas rítmicamente. Otro artista lleva la bandera nacional. El ambiente es festivo y animado.

Una actuación de danza de espada puede continuar durante varias horas, con breves intermedios, con hasta 50 líneas de poesía cantadas. Si un bailarín se cansa, periódicamente puede apoyar su espada en su hombro y seguir caminando con el grupo.

¿Dónde ver una actuación de baile de espadas en Arabia Saudita?

Uno de los mejores lugares para ver la actuación de Ardah es en uno de los muchos festivales culturales, que se llevan a cabo en diferentes regiones durante todo el año. Uno de los festivales más importantes es el Festival Nacional del Patrimonio y la Cultura en Al Janadriyah, que se celebra durante dos semanas a finales del invierno o principios de la primavera en el exterior.

Con información de Visit Saudi

©2021-paginasarabes®

Leyenda sobre el origen de la Cruz de Caravaca

Cruz de Caravaca

La Cruz de Caravaca es una cruz bizantina que consta de dos brazos horizontales en paralelo de desigual tamaño y uno vertical.

Se venera en Caravaca, en la provincia de Murcia, donde se encuentra el castillo-santuario de la Santísima Cruz de Caravaca.

La leyenda cuenta que en 1232 Ginés Pérez Chirinos iba a celebrar la misa en la fortaleza del rey moro Muley Acebutey * por orden de éste. Como no había cruz, dos ángeles aparecieron trayendo la del patriarca de Jerusalén, hecha con el madero donde fue crucificado Jesucristo. Al contemplar este milagro el rey moro se convirtió inmediatamente al cristianismo.

Desde entonces ha sido considerada como un poderoso amuleto, tanto para proteger a personas como animales. Llevar la cruz estaba especialmente indicado para evitar los maleficios formulados por las brujas que impedían las relaciones matrimoniales.

Cruz de Caravaca

La Cruz original fue robada en 1934 y fue sustituida por otra regalada por el Papa y traída desde Roma.

En la actualidad muchas personas siguen siendo portadoras de esta cruz para atraer la buena suerte.

* Una de aquellas plazas fuertes ocupadas por los almohades desde la caída del Califato de Córdoba estaba gobernada por el rey Ceyt-Abuceyt o según otras crónicas por Muley Acebutey. Este rey curioso, dado a lectura y a la cultura, estaba intrigado por la doctrina de la religión cristiana.

Así pues un día 3 de mayo del año 1231 ordenó traer a su presencia a la persona más representativa de sus prisioneros, un monje llamado Ginés Pérez Chirinos, pidiéndole le explicase la historia del Profeta de los cristianos y el rito de la Eucaristía que conmemoraba los sucesos de Jerusalén.

El monje Pérez Chirinos comenzó a celebrar la Misa, pero llegado al punto de la Eucaristía se dió cuenta de que en el Altar no estaba presente ninguna Cruz.

Fue entonces cuando, según las crónicas, leyendas y tradiciones se operó el milagro: Por la entrada al recinto y envuelta en una gran luz, apareció una Cruz transportada por ángeles. Esta visión fue observada por los presentes en el recinto. Sin duda les afectó enormemente, ya que el rey Acebutey y sus vasallos se convirtieron al cristianismo.

El monarca tomó el nombre de Vicente.

Desde aquel suceso Caravaca se convirtió en un lugar de peregrinación y la figura de la Cruz con cuatro brazos se propaga por toda la Península.

Esta reliquia junto con los corporales de la misa del día de su aparición y otros ornamentos, estuvo custodiada en el castillo musulmán. Pasó al poder de la Orden del Temple y de la Orden de Santiago una vez tomada la ciudad por el Rey Alfonso X el Sabio, hasta el reinado de Felipe II en cuya época el Arquitecto Juan de Herrera (1530-1597) construyó el fabuloso Castillo-Fortaleza o el llamado Templo de Santa Cruz.

La cruz fue guardada en el interior del nuevo Santuario-Fortaleza hasta una fatídica noche del 14 al 15 de Febrero de 1934, que desapareció misteriosamente.

©2021-paginasarabes®