Archivo de la categoría: Biografías

Carlos Salim Balaá (Carlitos Balá) – La risa con ascendencia libanesa

Carlitos Balá es el nombre artístico de Carlos Salim Balaá, nacido el 13 de agosto de 1925 en Buenos Aires, un actor cómico argentino famoso por su dedicación al entretenimiento de los niños. Realizó destacados espectáculos en televisión, cine, circo, y teatro además de una vasta carrera discográfica dedicada especialmente a los  niños.

Infancia y juventud

Carlos Salim Balaá, descendiente de inmigrantes libaneses, nació en Buenos Aires en 1925, en el barrio de Chacarita. Su padre fue Mustafá Balaá, de origen libanés, nacido a fines del siglo XIX en Beirut, de profesión comerciante, llegó a  Argentina como todos los inmigrantes, buscando nuevas oportunidades. Era propietario de una carnicería en el barrio de Chacarita , ciudad de Buenos Aires. Allí nacieron sus hijos y su madre, Juana Boglich descendiente de croatas. Tercer hijo del matrimonio, Carlitos Balá desde pequeño mostró grandes cualidades de artista. Improvisaba teatros con cajones de manzanas del comercio de su padre, y recortaba figuras de personas de revistas, para componer al público y actores.

Mustafá Balaá

Sus raíces libanesas se ven reflejadas en la capacidad de relacionarse con las personas desde el humor. Su padre dejó en él como legado el “don” de buen vendedor así como una infancia llena de costumbres aromas y sabores del país de los Cedros.

En sus inicios y a modo de práctica, realizaba monólogos y hacía chistes a los pasajeros de la línea de colectivos 39 (transporte público de Buenos Aires), que le permitió relacionarse con el público y adquirir experiencia.

En su juventud, fue ayudante en la tienda de su padre, y desde los 18 años se desempeñó como peón de imprenta, repartidor y administrador. En una fiesta conoció a Martha, quien es la mujer que lo acompaña hasta el día de hoy. Uno de sus amigos, Isaías, junto con su pareja: Morena Galé, una vedette de la época, le propusieron a Balá hacer una prueba para poder actuar, la cual aceptó. Tras realizar la prueba (actualmente llamadas castings) en Radio Splendid frente a Délfor Amaranto, lo integró en su equipo y lo reservó en 1955 para La revista Dislocada, con Jorge Porcel y Mario Sapag, y luego realizó giras por el interior del país.

Marta, el amor de su vida

 Nos conocimos en un casamiento hace sesenta años y nunca más nos separamos. Recuerdo que había como quinientos invitados y apenas la vi le dije a mi amigo: “Mirá qué linda chica”. La saqué a bailar y después me ofrecí a acompañarla a su casa. Vivía en Boedo. “Yo te llevo”, le dije, y así fue: ¡la llevé en colectivo! [Se ríe]. Eran las cuatro de la mañana y para sacarle una sonrisa me puse a vender una lapicera en el colectivo. Después me animé a hacerle un chiste y a pesar de la hora, ella se rió. Ahí supe que era mía. Por eso siempre digo que gracias al humor, conquisté a la mujer de mi vida.

-Nos conocemos de memoria. Así como es de exigente, Martha también me da todos los gustos. Por ejemplo, me cocina todo lo que quiero: empanadas de choclo, empanadas de pollo y sopa de sémola para que yo crezca fuerte y lindo.

-Nos llevamos muy bien, preparándome para la fiesta de los 100. Ya tengo reservada la botella de champagne y todo. No le tengo miedo a la muerte, en realidad me inquieta lo que me espera después. Y no creo que Dios sea tan injusto para mandarme al infierno, ¿no?

Su nombre

El propio Balá cuenta que su primer nombre artístico fue «Carlitos Valdéz», con el que ganó un concurso de imitaciones y ruidos en la radio, pero que lo cambió por «Carlitos Balá», recuperando el sonido de su propio apellido, cuando su padre, luego de haber escuchado el concurso, no se enteró de que su hijo había ganado.

Comienzos

Tras un desacuerdo con Délfor en 1958, integró un famoso trío cómico junto a Jorge Marchesini y Alberto Locati y protagonizaron Los tres…, por Radio El Mundo, con la locución del periodista Antonio Carrizo. Luego de su éxito, el trío adquirió una gran popularidad y participó en El show de Andy Russell. Luego protagonizaron ¡Qué plato!, y estuvieron juntos hasta 1960.

Posteriormente de haber celebrado varios éxitos con el mencionado grupo, cada uno inició su propia carrera de forma individual, logrando Balá afirmarse sólidamente en el espectáculo, convirtiéndose en una figura de permanente presencia en los medios, aún hasta el día de la fecha -si bien con no tanta regularidad- continúa realizando espectáculos y desplegando un humor sano y muy gracioso, que hace especialmente feliz a los niños y a quienes -no siendo tan niños- lo recuerdan por sus programas infantiles tan seguidos en épocas de sus respectivas infancias.

Carlitos Balá y Javier Portales

Comienza a participar en “La Telekermese Musical” en Canal 7, y también le ofrecieron ser Joe Bazooka y participó en “El show de Antonio Prieto” y en “El show de Paulette Christian”, y con su personaje de Jacobo Gómez participó en Radio Splendid. En 1962 participa en “Telecómicos”, por Canal 9 y en “Calle Corrientes”, por Canal 7 y también debutó en “El show super 9”, con Mirtha Legrand y Duilio Marzio. En 1963 debutó en la obra teatral “Canuto Cañete, Conscripto del Siete”, donde se convirtió en uno de los mejores cómicos de ese año, y por su gran éxito en Canal 9 lo contratan para que conduzca su propio ciclo “Balamicina”. A fines de 1963 filma la película “Canuto Cañete, conscripto del siete”. En 1964 es contratado por Canal 13 para protagonizar “El soldado Balá”, y comienza una larga carrera televisiva durante la década del “60 y 70″: “El flequillo de Balá”, “El clan de Balá”, donde actuó junto a Adolfo Linvel y Blanca del Prado, “Sábados circulares”, de Nicolás Mancera, “Balabasadas”, “El circus show de Carlitos Balá”, “El circo mágico de Carlitos Balá”, y “El show de Carlitos Balá”.

Su carrera cinematográfica continuó con el gran éxito de “Canuto Cañete”, donde se estrenaron diferentes versiones. Participó en 18 películas hasta la fecha, entre ellas se encuentran “Canuto Cañete y los 40 ladrones”, “¡Esto es alegría!”, “Brigada en acción”, “El tío Disparate”, “¡Qué linda es mi familia!”, entre otras.

En 1979 es contratado para protagonizar “El show de Carlitos Balá”, de Enrique Acosta, por ATC. Luego realiza varias giras por el interior con el circo. En 1987, Roberto Fontana lo contrata para participar en “Sábados de la bondad”. Luego es nuevamente convocado por ATC. Ese mismo año regresa “El show de Carlitos Balá”, que gana un Martín Fierro como mejor programa infantil., en 1988 el programa pasa a Canal 2. Ese mismo año realiza su última aparición cinematográfica hasta la fecha en “Tres alegres fugitivos”, de Enrique Dawi. En 1990 ATC produce con Carlitos Balá y la troupe de Margarito Tereré un programa que duró poco tiempo en el aire. En 1995 Carlitos Balá protagoniza “A jugar con Teddy y Carlitos Balá”. Después participa en ciclos como “Son de diez” y “Como vos y yo”, por canal 13.

Actualmente realiza giras por el interior con su circo. En 2009 acompañó a Piñón Fijo en su show.

El 10 de Abril de 2017  en la Legislatura Porteña  fue distinguido con la mención de Ciudadano Ilustre de la Ciudad de Buenos Aires.

Sin lugar a dudas, un ícono de la infancia de muchos argentinos. Personajes como Joe Bazooka, Petronilo, el paseador del perro Anguetto, Canuto Cañete entre otros. La pregunta infaltable ¿qué gusto tiene la sal?, o el logro de que miles de niños dejaran el chupete, quedarán en el recuerdo de todos. El hombre que veía cuatro películas diarias de Chaplin, hacía reír a grandes y chicos, el que hacía cantar sus canciones se siente agradecido por su carrera y trayectoria a través de tantos años, de tantas generaciones de niños. –“Soy un tipo feliz haciendo reír a la gente”.

Con información de Historia y biografías

©2018-paginasarabes®