Archivo de la etiqueta: Mesopotamia

Dionisos y la campaña de Egipto

Mosaico de Mougga, Dionisos perseguido por los piratas

El ejército de Dionisos llega frente a la costa de Egipto, y se instala en la corte de Proteo de Faros. Al rey le lleva el vino como obsequio y, aprovechando su situación, se pone a trabajar desde Faros en la preparación de su primera campaña. Reedita para su causa a las amazonas de Egipto, amazonas combativas por naturaleza, que van a servirle de espléndida fuerza de choque.

Con ellas y con la furia de la venganza, se lanza a la batalla contra los Titanes. La victoria le llega pronto, es la confirmación de su poder y categoría.

Emulando a Alejandro, el dios se pone en marcha hacia el corazón del este, cruza la Mesopotamia, derrotando a todos sus adversarios, y llega hasta la Indias sometiendo la península a su poder, pero no sin haber dejado antes el recuerdo de su presencia, con el cultivo de la vid y el secreto del vino. Terminado su camino en los confines del este, decide el triunfal Dionisos regresar a Grecia, al centro del mundo. Pero el retorno no iba a ser tan rápido y sencillo como se pensaba en un principio, pues su ejército va a tener que luchar ahora contra sus antiguas aliadas amazonas, que esperaban dispuestas para el combate en el Asia Menor, sin que se sepa bien por que las guerreras han querido hacerlo.


Se acepta el reto de las amazonas y se da comienzo a la sangrienta e insensata batalla. Dionisos da la orden de que sea ésta una guerra sin cuartel, en la que sus huestes van a terminar exhaustas de perseguir y matar a las amazonas, que pronto se ven vencidas y de las cuales sólo un puñado consigue huir y encontrar refugio seguro en Éfeso, pues el temible Dionisos enfurecido no sabe perdonar el insensato y orgulloso ataque inicial de que ha sido objeto, y se afana en lograr el total exterminio de sus ex aliadas, para que sirva su muerte de inolvidable escarmiento al osado que piense en enfrentarse a su voluntad.

©2019-paginasarabes®

La antigua ciudad Asiria de Mardaman

Mardaman

Las traducciones de escritos asirios encontrados por los arqueólogos de la Universidad de Tübingen han revelado un secreto perdido en la historia: el lugar donde se encontraron las tablas de arcilla, Bassetki, en la Región Autónoma del Kurdistán en Irak, parece ser la antigua ciudad real de Mardaman. Esta importante ciudad mesopotámica del norte se cita en fuentes antiguas, pero los investigadores no sabían dónde se encontraba.

 Existió entre 2,200 y 1,200 años antes de Cristo, fue a veces un reino o una capital provincial y fue conquistada y destruida varias veces.

Para sorpresa de los arqueólogos, el Dr. Faist pudo identificar el sitio del hallazgo como la antigua ciudad de Mardama. Como lo muestran los guiones cuneiformes, fue la sede administrativa de un gobernador asirio medio. Esto revela una nueva provincia del imperio, hasta ahora desconocida, que se extendía a gran parte del norte de Mesopotamia y Siria en el siglo XIII aC. Incluso el nombre del gobernador asirio, Assur-nasir, y sus tareas y actividades se describen en las tabletas. «De repente, quedó claro que nuestras excavaciones habían encontrado el palacio de un gobernador asirio», dice Pfälzner.


Los arqueólogos del Instituto de Estudios del Antiguo Cercano Oriente de Tübingen encontraron tablas de arcilla en el verano de 2017. Encabezado por el profesor Peter Pfälzner, el equipo está trabajando en el sitio de la Edad de Bronce con el Dr. Hasan Qasim del Departamento de Antigüedades de Duhok. Las tablillas de arcilla datan del Imperio Asirio Medio, alrededor de 1,250 a.C. Las pequeñas tabletas, en parte desmoronadas, ahora han sido leídas cuidadosamente por la filóloga de la Universidad de Heidelberg, la Dra. Betina Faist, que colabora como especialista en el idioma asirio con el proyecto arqueológico en Tübingen. Utilizó fotografías de los textos, que poco a poco arrojaron luz sobre la historia de la ciudad y la región en el momento del Imperio Asirio Medio.

La traducción revela la ubicación de la ciudad nombrada como Mardaman en fuentes de la Antigua Babilonia desde alrededor de 1,800 a.C, y que probablemente sea la Mardama asiria. Según las fuentes, fue el centro de un reino que fue conquistado por uno de los más grandes gobernantes de la época, Shamshi-Adad I, en 1.786 a. C., y se integró en su imperio del Mesopotamia superior. Sin embargo, unos años más tarde se convirtió en un reino independiente bajo un gobernante hurriano llamado Tish-ulme. Siguió un período de prosperidad, pero poco después la ciudad fue destruida por Turukkaeans, gente de las montañas Zagros al norte. «Los textos cuneiformes y nuestros hallazgos de las excavaciones en Bassetki ahora dejan en claro que no fue el final», dice Pfälzner.

«Las tablas de arcilla de Bassetki hacen una nueva contribución importante a la geografía de Mesopotamia», explica la asirióloga Betina Faist. Este descubrimiento puede proporcionar pistas sobre la ubicación de otras ciudades antiguas en Mesopotamia, dice Pfälzner. “Mardaman ciertamente se convirtió en una ciudad influyente y en un reino regional, basándose en su posición en las rutas comerciales entre Mesopotamia, Anatolia y Siria. A veces era un adversario de los grandes poderes mesopotámicos. Así que las futuras excavaciones de la Universidad de Tübingen en Bassetki seguramente producirán muchos descubrimientos más emocionantes”.

Mardaman

El sitio de la ciudad de la Edad de Bronce de Bassetki fue descubierto en 2013 por arqueólogos del centro de investigación colaborativa de Tübingen 1070, Resource Cultures. Las tablas de arcilla encontradas en 2017 se habían depositado en un recipiente de cerámica utilizado como archivo y se habían envuelto en una cubierta gruesa de arcilla junto con otros recipientes. “Es posible que se hayan escondido de esta manera poco después de que el edificio circundante haya sido destruido. Quizás la información que contenía estaba destinada a ser protegida y preservada para la posteridad «, explica Pfälzner.

Con información de  Universität Tübingen


©2018-paginasarabes®