Galerías

Arquitectura Islámica 7

Mostar en Bosnia y Herzegovina (noche)
Mostar en Bosnia y Herzegovina (noche)

La mezquita no es solamente el principal edificio religioso, sino genuina creación, también, de la civilización islámica y relevante institución sociocultural. Y para explicarla en buena parte como realización arquitectónica, conviene tener un entendimiento correcto de lo que es, como concepto y función, la arquitectura en el Islam. No tabernáculo o “casa de Dios”, sino, simplemente, el lugar de la oración -de la ritual oración islámica, naturalmente-, y también, sitio privilegiado de meditación, solaz espiritual, comunicación entre los hombres, y enseñanza. De ahí su indudable sencillez original, que con frecuencia se mantiene a pesar de parciales lujos y esplendores que también en ella se dan ocasionalmente, y en especial en el área islámica no-árabe: persa, turco o hindú preferentemente. Como en la mayor parte de sus realizaciones, el Islam originario aporta un modelo o arquetipo conceptual que, cumpliendo su función, no tiene mayor inconveniente en aceptar y asimilar las estructuras y elementos más ajenos y dispares, consiguiendo, además, refundiciones de una rara originalidad. He aquí una buena explicación, al menos parcial, para el tan debatido tema del sincretismo musulmán, y que en el campo de las artes, por supuesto, actúa también con claridad, aportando con gustos elementos de otras muchas áreas culturales: bizantinos -profusamente-, hispanorromanos, helenísticos, chinos, iranios, hindúes…

Quizá los elementos más significativos de una mezquita sean los no propia y estructuralmente arquitectónicos: alminar, mihrab o nicho en el muro de la qibla, y fuente para las abluciones, con su patio (sahn). Por eso, en realidad, las plantas pueden responder a muy variada tipología, y aceptar aportaciones, en principio, casi insólitas, como la basilical. En cualquier caso, los tipos principales serían los de la mezquita en T, propia del Magreb, la selchuca (selyukí), cruciforme, con cuatro salas laterales o iwanes, y la turco-anatolia de cúpulas, que alcanza su máximo esplendor con los otomanos, y está directamente emparentada con la Santa Sofía bizantina.

Córdoba, Ispahán o Estambul (Istanbul) brindan, respectivamente, espléndidos ejemplares: aunque seguramente sea El Cairo la ciudad monumental por excelencia, con espléndidas mezquitas, que van desde la de Ibn Tulun (siglo IX) hasta las mamelucas más tardías. En el ámbito islámico hindú, los edificios se distinguirán ante todo por una fastuosidad y espectacularidad verdaderamente “barrocas” y una especial ampulosidad de la decoración; en tanto que, en el África negra, sorprenden habitualmente por su sencillez (las mezquitas de Tombuctú -Timbuktu-, o la Gran Mezquita de Jenné, en Mali, el mayor edificio de adobe del mundo).

IR A ARQUITECTURA ISLÁMICA 6

IR A ARQUITECTURA ISLÁMICA 8

©2014-paginasarabes®

Licencia Creative Commons
Arquitectura Islámica 7 por Páginas Árabes se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra en http://paginasarabes.com/2014/07/01/arquitectura-islamica-7/.

Arquitectura Islámica 6

Mezquita en Etiopía
Mezquita en Etiopía

Dos rasgos dominantes del arte y la arquitectura Islámicas, la importancia de la decoración caligráfica y la composición espacial de la mezquita, estuvieron íntimamente ligados a la doctrina Islámica y se desarrollaron en los primeros tiempos de la religión.

En Medina, Muhammad (BPD) reunió a un grupo de creyentes para celebrar la oración comunitaria. La casa de Muhammad (BPD) consistía en un recinto cuadrado de muros de adobe abierto a un patio, rematado por un soportal o cobertizo en el lado sur. En el muro oriental se levantaron las habitaciones de las mujeres del Profeta, volcadas hacia el patio, donde se reunían los fieles para orar bajo las directrices de Muhammad (BPD), que se subía en un estrado para dirigirles. En esta disposición se ha querido establecer el origen de las futuras mezquitas, que suelen presentar un patio interior (sahn) rodeado de pórticos (riwaqs) y un espacio cubierto (haram), articulado mediante naves de columnas y delimitado por la quibla, el muro que señala la dirección de La Meca.

Los primeros seguidores de Muhammad (BPD) fueron pueblos nómadas procedentes de la península Arábiga, con escasas tradiciones artísticas, en contraste de los imperios que conquistaron posteriormente. A medida que se expandió, el Islam asimiló las distintas tradiciones culturales y artísticas de los pueblos sometidos, instaurando así un estilo artístico propio, que varía de acuerdo con las diversas áreas climáticas o los materiales disponibles. Algunos motivos adaptados de otras culturas se convirtieron en temas universales del mundo Islámico.

El arte Islámico evolucionó a partir de muchas fuentes, como las romanas, paleocristianas o bizantinas, que se entremezclaron en su primera arquitectura, el arte persa Sasánida y los estilos del centro de Asia, incorporados a través de las incursiones turcas y mongoles. El arte chino constituyó un ingrediente esencial de la pintura, la cerámica y las artes textiles.

IR A ARQUITECTURA ISLÁMICA 5 / IR A ARQUITECTURA ISLÁMICA 7

 

©2014-paginasarabes®

Licencia Creative Commons
Arquitectura Islámica 6 por Páginas Árabes se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.
Basada en una obra en http://paginasarabes.com/2014/06/01/arquitectura-islamica-6/.

Los maravillosos paisajes de Jordania

Un recorrido en imágenes por los tesoros de Jordania. Del Mar Muerto, el mayor spa del mundo, a Petra, la antigua ciudad excavada en la roca por los nabateos, pasando por los castillos omeyas del desierto o la moderna capital de Amán. Una colección de imágenes que resumen este país sorprendente.

WADI MUJIB Es la única reserva natural del mundo bajo del nivel del mar, llega desde los 900m hasta los 400m, cerca del Mar Muerto. Se creó para la cría en cautividad del íbice nubio y actualmente alberga centenares de especies de plantas y animales. Cuenta con un impresionante programa de ecoturismo, con excursiones por los cañones y rápel por las cascadas. Un baño en las pozas permanentes de Wadi Mujib hará que la ecoexperiencia sea irrepetible.
WADI MUJIB

Los paisajes de Jordania trasladan a todo aquel que los recorre a una época muy lejana o muy moderna, según sea el rincón del país en el que uno se halle. Con siglos de historia a sus espaldas están las ruinas de Jerash, la fachada del Tesoro de la ciudad de Petra o el mosaico de Madaba. Para vivir una aventura en el desierto, el sobrecogedor entorno de Wadi Rum que se puede recorrer en todoterreno o sobrevolar en globo. Para practicar el buceo, el Mar Rojo. Y también está el Monte Nebo o el sagrado río Jordán para los que van tras la pista de la Jordania religiosa; Ammán, la ciudad de los contrastes, extendida a lo largo de diecinueve colinas; el Mar Muerto, el punto más bajo de la faz de la Tierra… Jordania es, como muestran estas fotografías, un lugar donde vivir las más diversas aventuras.

Con información de Hola

©2014-paginasarabes®