Archivo de la etiqueta: Turquía

Rebeldes sirios trafican con órganos humanos a través de Turquía

siria2_1a

Turquía sirve no sólo como puente para el tráfico de armas hacia las filas de los rebeldes sirios, sino también para el tráfico de órganos humanos en la dirección opuesta.

Ciudadanos de Estados Unidos, Francia y Turquía, junto con rebeldes del Ejército Libre de Siria, están involucrados en el tráfico de órganos humanos desde Siria, según la cadena libanesa Al Mayadin.

Anteriormente la agencia iraní Fars había alertado de que este negocio prospera en la zona de la ciudad de Alepo, en el norte del país, gran parte de la cual está bajo el control de la oposición. Se informa de que los órganos se extraen no solo de cadáveres, sino también de personas heridas. Posteriormente los órganos son enviados a Turquía.

También existe un comercio de personas vivas secuestradas y de cadáveres, que los terroristas sacan de contrabando fuera del país. Según algunos informes, un cuerpo vale 150 dólares, y por una persona viva los rebeldes reciben diez veces más dinero.

A algunos ciudadanos sirios los rebeldes los llevaron supuestamente a recibir tratamiento, pero más tarde sus cadáveres sin órganos aparecieron en lugares remotos.

 Con información de : RT

Ver nota : Tráfico de órganos

©2013-paginasarabes®

La literatura árabe abre la Feria del Libro

El palacio de La Madraza acoge una muestra sobre Emilio García Gómez que exhibe primeras ediciones de sus obras y una colección de fotografías relacionadas con el arabista.

Palacio de La Madraza - ©GranadaHoy
Palacio de La Madraza – ©GranadaHoy

 

Hay un aroma especial en el ambiente. Algo habitual y esperado por muchos. La primavera acaba de llegar y en el aire comienzan a mezclarse el polen y el olor de los libros. Quedan pocos días para que comience la semana de la Feria del Libro en Granada y, sin embargo, ya se ha celebrado la inauguración de la que es la primera de toda la programación de actividades de esta semana dedicada a la lectura. Se trata de la exposición sobre Emilio García Gómez, arabista universal, que recoge primeras ediciones de sus obras en la Universidad de Granada, que hasta el día 30 de este mes de abril, estará instalada en el patio del Palacio de la Madraza.

Emilio García Gómez (1905-1995), está considerado el arabista español con mayor reconocimiento y proyección internacional. Su legado es tan importante y amplio, que cuesta destacar sólo algunos aspectos. Carmelo Pérez, director de la Cátedra Emilio García Gómez y del Departamento de Estudios Semíticos de la UGR, asegura que sus mayores aportaciones fueron, por un lado, la traducción de una gran cantidad de crónicas históricas andalusíes, muchas de ellas en colaboración con el investigador francés Evariste Lévi-Provençal, esenciales para conocer la historia de Al Andalus; y por otro lado, sus análisis, ediciones y traducciones de poesía andalusí. Como afirma Darío Cabanelas, algo que aparece reflejado en una de las lonas expuestas: «aparte de este don personalísimo e intransferible, García Gómez ha sido uno de los adelantados en otro aspecto capital de los estudios sobre poesía árabe, cual es el de juzgar y valorar esta poesía conforme a su propia estética, prescindiendo de nuestros gustos y preferencias, que podrían falsearla en su propia raíz».

Carmelo Pérez señala también la función de Emilio García Gómez como catedrático de Lengua Árabe en la Universidad de Granada desde 1930 hasta 1935, año en que volvió a la Universidad Central de Madrid. Durante ese tiempo, también se convirtió en el director de la Escuela de Estudios Árabe y fundó la revista Al-Ándalus, «órgano indiscutible del arabismo español hasta su desaparición en 1978». Además, en 1975, coincidiendo con su jubilación, fue nombrado Doctor Honoris Causa por la Universidad de Granada. Por último, también cabe destacar que en 1958 fue nombrado embajador de España en Iraq, Líbano y Turquía.

Por todo esto, y por ser la primera vez que se recogen tantas obras de Emilio García juntas en un mismo lugar, el contenido de la exposición adquiere un valor inigualable. En ella se podrán contemplar 27 de las primeras ediciones de los libros de Emilio García, que abarcan un arco temporal de 77 años, desde 1930 hasta 2007, siendo las tres últimas, obras póstumas. «Estos libros tocan una gran variedad de temas que han sido objeto de estudio e interés por parte de Emilio García a lo largo de su vida, y, casi todos, están basados en fuentes o manuscritos andalusíes del Medio», explica Carmelo Pérez. «García Gómez no sólo traduce, sino que aporta al texto una personalidad y un estilo propio, único e inigualable», añade.

Pero no sólo están sus libros en esta exposición. También está expuesta, en la mayor de todas las vitrinas, situada delante de las Puertas de la Capilla, una colección de fotografías de los años 30 relacionadas con Emilio García y Granada, cedidas por la Escuela de Estudios Árabes. Y además, los visitantes podrán contemplar una serie de lonas numeradas en caracteres árabes con la biografía de Emilio García Gómez, la opinión que han vertido sobre su obra grandes autores o «guiños a la cultura andalusí como la estrella en colores verde, negro, azul y blanco, que está basada en los alicatados del siglo XII de la qubba del Cuarto Real de Santo Domingo», indica Pérez.

Esta exposición nació de la idea y posterior propuesta de la Cátedra Emilio García Gómez y de la Comisión Organizadora de la Feria del Libro de Granada respectivamente, que en esta edición ha querido sumarse a la conmemoración del milenio del Reino de Granada con el lema Mil años de Granada en la Literatura. «Si existe un intelectual cuya producción es un referente indiscutible para los estudios sobre la historia y la literatura de Granada durante la época andalusí, ese es Emilio García Gómez», explica el director de la Cátedra. Es por esto por lo que el Libro de la Feria de este año, es uno de los que escribió Emilio García, Poemas arabigoandaluces, que fue su primera gran obra, publicada en 1930.

Para los que no quieran perderse esta exposición, que augura tener un gran número de visitantes, se puede visitar hasta finales de mes de lunes a viernes en horario de 11:00 a 14:00 y de 17:30 a 20:30 horas. Además, se hará un homenaje a Emilio García Gómez el día 25 de abril a las 19:30 horas también en el palacio de la Madraza, que consistirá en una mesa redonda en la que participarán Pedro Martínez Montávez, discípulo de Emilio García Gómez, Fernando de Ágreda y Camilo Álvarez de Morales.

Por Eva Ríos

Con información de GranadaHoy

©2013-paginasarabes®

Laarbi Maateis conoce el Islam y cree que el que va a la yihad en Siria se convierte en un criminal

Laarbi Maateis
Laarbi Maateis

Tras muchos meses en silencio, el presidente de la Unión de Comunidades Islámicas de Ceuta (UCIDCE), Laarbi Maateis, el máximo responsable de la entidad que aglutina a 45 de las 49 asociaciones musulmanas legalmente constituidas como tales habla, por fin, sobre cómo han podido ser captados al menos 4 jóvenes ceutíes para inmolarse, un verbo que se niega a utilizar, en Siria.

–¿Se da por aludido cuando el delegado del Gobierno dice que se ha pecado de “buenismo” en la lucha contra el radicalismo islámico?

–No me une mucha amistad con Francisco Antonio González. Me he reunido un par de veces con él en la Delegación y nos hemos visto en otros eventos organizados por el PP. Me pareció una gran persona con una gran trayectoria política que ronda los 30 años. Sin embargo, me parece que no está muy enterado de lo que hay en esta ciudad. Está muy acostumbrado al Congreso y no debe responder a los ceutíes como a los diputados. Me siento aludido y, la comunidad musulmana de Ceuta, indignada porque no habla claro. ¿Dónde queda la democracia, la libertad religiosa, el derecho de libre funcionamiento de las entidades inscritas ante el Ministerio y la Constitución? Se olvida de todo y habla hasta de madrasas donde se prepara a los jóvenes… Es un insulto a los musulmanes de Ceuta. Ninguna comunidad musulmana de la ciudad ejerce como escuela de cultura árabe y estudios coránicos con la madera en la mano, a la antigua. Debería rectificar. Si tenemos autorización del Ministerio de Justicia para ejercer, ¿qué autoridad nos puede prohibir desarrollar nuestras actividades culto-religiosas libremente? Ninguna. Ha fallado y se ha saltado a la torera las leyes.

– Dice que hay “tener conocimiento” de ciertas reuniones

– Si desarrollamos nuestras actividades, reuniones y conferencias en privado, dentro de las sedes, se interpreta mal y se dice que nadie sabe lo que se cuece. Si lo hacemos en público, que no se debería haber permitido. Que nos digan qué mal hemos hecho, en qué hemos fallado, porque también podemos asumir errores y rectificar. El mensaje del Islam que hemos difundido en Ceuta ha sido siempre por la paz, la convivencia y no perder la identidad del musulmán ceutí.

– ¿Está seguro de que en de las citas organizadas por la UCIDCE y sus comunidades no se han lanzado mensajes radicales?

– En ninguna de las 8 conferencias y 3 congresos que, con presencia de autoridades y periodistas, grabados y refundidos por las televisiones locales, se han celebrado en Ceuta se han lanzado mensajes radicales o fanáticos. Algún conferenciante ha podido repetir demasiadas veces “idólatras”. Una vez, por responsabilidad ante Dios para difundir el mensaje verdadero, es aceptable, pero no insistir para no herir la sensibilidad de los demás. La religión islámica es, desde siempre, el respeto a las demás: no quemar iglesias, respetar a los sacerdotes y a sus lugares de culto y a toda su comunidad. ¿Cómo vamos a difundir nosotros, que vivimos entre cuatro culturas, mensajes hirientes? No me gustan las insinuaciones. Que nos pongan la cinta y nos indiquen el error, pero que se diga que no se deberían haber permitido reuniones es gravísimo mientras la Iglesia puede desarrollar sus actividades con absoluta libertad sin que nos moleste para nada… Los partidos, los colegios que separan por sexos a los niños, los Legionarios de Cristo… Todos reciben subvenciones y no se utiliza el mismo tono. ¿Cuándo van a confiar en los musulmanes? Parece que jamás. La UCIDCE lleva mucho tiempo tendiendo la mano a las autoridades para, colaborando, crear un colegio concertado bilingüe para reconocer la lengua y la cultura árabo-musulmana. No ha habido respuesta.



–No pocas veces se señala a la UCIDCE, a usted, como, de una u otra forma, radicales

–Antes de la creación de la UCIDCE, en 2007, la inmensa mayoría de las comunidades islámicas y las mezquitas funcionaban de forma paralela a la Administración. El primer objetivo primordial fue regularizar esta situación, dotar a cada mezquita de una Junta Directiva, que en cada templo haya gente responsable para conducir la comunidad, para afiliar  a sus socios, para dar la cara y representar a cada mezquita como entidad legalmente reconocida ante cualquier organismo público. Era un objetivo primordial para evitar malinterpretaciones, para evitar que se hable de mezquitas-garaje o ilegales. Mantenemos dos o tres reuniones al año para reiterar que son responsables de sus templos y de los mensajes  con el fin de que, si hay equívocos, se nos informe para tirarles de las orejas y, si no hacen caso,  cesarlos de inmediato.

– ¿Ha sucedido alguna vez?

–Los mensajes son pacíficos. Ningún imam está dando en Ceuta discursos radicales. Hemos allanado mucho el terreno a las Fuerzas de Seguridad. Muchas comunidades ya no quieren pedir subvenciones y yo no estoy de acuerdo. ¿Para qué sirven los fondos públicos si no es también para fomentar la convivencia? Si los ceutíes no musulmanes no quieren reconocer que existe una comunidad islámica con todos sus derechos vamos a tener un problema muy grave. Hemos ganado mucho terreno para que nuestros hijos vivan en armonía, pero si no nos reconocemos apaga y vámonos.

–En este contexto que dibuja, ¿le sorprenden las noticias sobre la captación de jóvenes para combatir en países como Siria?

–Sí. Mucho. Yo no voy a hablar de inmolados sino de fallecidos. Para mí han sido mártires si no conocían el contexto de la jurisprudencia islámica.

–¿Les conocía?

–No éramos amigos, aunque de muchos de mis compañeros sí. Conozco a sus familias, no a ellos personalmente, y no lo digo para alejarme de ellos. Me sorprendió la noticia y creo que ellos no conocían las fatwas de los sabios islámicos. Si no los conocían son mártires y que Dios los tenga en su paraíso. Si los conocían han cometido una gravísima falta. Yo quiero pensar que no era así, que eran ajenos a lo que estipula la Sharía sobre la palabra yihad, para que Allâh los tenga en su paraíso.

–¿Qué dice esa jurisprudencia?

–Yo quiero dejarles claro a los jóvenes que tengan intención de hacer la yihad que esta palabra tiene varias interpretaciones en el Islam. Que significa esfuerzo, sacrificio. La yihad primordial es la que hay que hacer con nuestro propio cuerpo y entorno para alejarse del mal, para ser ejemplares y justos con nosotros mismos y nuestra familia, porque si no es así no vale ninguna causa que defender. Yihad también es sacrificio ante el Satán para no dejar que nos saque del camino de Dios. Y esforzarse para recuperar a todo musulmán que está siendo descarrilado, para que recupere su fe. La yihad como guerra, como guerra santa, tal y como se interpreta desde los sesenta, cuando los países árabes dependen de sus gobernantes tras la ocupación extranjera… Yihad es guerra en el último escalón para luchar en contra de un enemigo invasor permitida únicamente a los autóctonos. La yihad en pro de la causa de Allâh sólo se entiende cuando existe un único gobernante islámico que haga un llamamiento en ese sentido si el Islam está invadido por el enemigo. En el mapa mundial de nuestros días todas las yihad están defendiendo la soberanía de un país contra invasores y solamente se permite a los autóctonos, no a nacionales de España o Marruecos para ir a Afganistán, Irak, Chechenia o Palestina. Se trata de yihad nulas de acuerdo con las fatwas unánimes de los sabios de la última época y de las cuatro escuelas antiguas porque no reúne los requisitos esenciales para que el musulmán combata al enemigo. No hay causa para que un musulmán se desplace a ningún lugar del mundo a combatir. El que lo haga debe saber que hay fatwas en Arabia Saudí, del Consejo Superior de Ulemas de Marruecos, de Túnez, de la Universidad de El Cairo, que indican que ese tipo de yihad no lo es. Se trata de una gravísima equivocación ir a combatir a un país que no es el suyo porque son causas regionales, no religiosas.



–¿Cómo convencer a quien siente esa pulsión?

–El joven que quiera hacer la yihad debe saber que hay otras vías. La Cruz Roja Internacional, la Luna Roja, Muslim Relief… Esa es una buena forma de colaborar, no ignorar a la familia y no avisar a nadie porque la jurisprudencia islámica también se ve vulnerada actuando así. Si uno tiene esposa, hijos y padres y, sin autorización de ellos, se emprende ese camino, es doblemente ilegal e ilícito ante la norma islámica, que no lo admite ni aunque los allegados lo permitan. El profeta dejó claro que, si tienes padres, en ellos tienes una buena yihad, en portarte bien con ellos y darles la mejor vida posible. Es de aplicación 100% a estos casos. Para lo otro están los Estados, las normas internacionales… Yo soy tabligh desde 1984 y lo hacemos así. Ceuta es una ciudad muy sensible, ubicada en un lugar de tránsito permanente entre dos orillas y continentes. Que no nos extrañe que aquí se coma el coco: es mucho más fácil que en países árabes. Nuestros documentos oficiales permiten llegar a muchos lugares sin visado. Ceuta es una frontera por la que transitan 20.000 personas al día y no es extraño que alguno pueda caer.

Leer Más …

El misterio de los Magos venidos de Oriente

reyes_magos_20
«Reyes Magos»

“Del oriente vinieron magos que seguían a una estrella, la cual se detuvo sobre el lugar donde nació el nuevo Mesías.” Esta frase del Evangelio ha despertado – desde un principio – la curiosidad en los creyentes y el afán de investigación en los estudiosos.

Hasta hace poco había acuerdo en general para coincidir en que los magos venidos de Oriente que menciona el Evangelio eran sacerdotes babilonios. Ha habido cierta coincidencia en que la referencia a magos procedentes del Oriente refiere a la Mesopotamia y, más precisamente, a la ciudad de Babilonia, donde es reconocida la existencia de una destacada casta de sacerdotes astrólogos.

Empero, el nuevo libro – “La infancia de Jesús” – del Papa Benedicto XVI afirma otra cosa. Dice que, según los textos sagrados – hace referencia al evangelista Mateo y al profeta Isaías – su procedencia no era otra que Tarsis – o Tartessos – un reino que los historiadores ubican en algún punto indeterminado entre las provincias de Huelva, Cádiz y Sevilla.

«Así como la tradición de la Iglesia ha leído con toda naturalidad el relato de la Navidad sobre el trasfondo de Isaías 1,3, y de este modo llegaron al pesebre el buey y el asno, así también ha leído la historia de los Magos a la luz del Salmo 72,10 e Isaías 60. Y, de esta manera, los hombres sabios de Oriente se han convertido en reyes, y con ellos han entrado en el pesebre los camellos y los dromedarios», escribe Benedicto XVI. «La promesa contenida en estos textos extiende la proveniencia de estos hombres hasta el extremo Occidente (Tarsis, Tartessos en España), pero la tradición ha desarrollado ulteriormente este anuncio de la universalidad de los reinos de aquellos soberanos, interpretándolos como reyes de los tres continentes entonces conocidos: África, Asia y Europa.»

Habida cuenta de estas afirmaciones papales tiene sentido traer a la memoria una síntesis de cuánto se ha dicho sobre estas personas que acompañaron a Jesús, José y María al tiempo del Nacimiento. Veamos:

En la Biblia se los llama «magos», a secas, siendo mencionados una sola vez: «Después de nacer Jesús en Belén de Judea, en tiempos del rey Herodes, unos magos llegaron de Oriente a Jerusalén, preguntando: ¿Dónde está el rey de los judíos que ha nacido? Porque hemos visto su estrella en Oriente y venimos a adorarlo.(…) abrieron sus cofres y le ofrecieron regalos: oro, incienso y mirra (…)»

El profesor Alfonso Di Nola, experto italiano en Historia de las Religiones y autor de textos fundamentales que han ayudado a esclarecer al respecto, señala: «Los Magos son personajes del Evangelio, aunque se mencionan exclusivamente en el segundo capítulo del Evangelio de San Mateo. No son ni tres, ni reyes. Son mencionados de manera imprecisa como «magos» y provienen de un Oriente también indeterminado. (…) Posteriormente los textos apócrifos harán de ellos personajes más complejos, estableciendo que eran tres, y ricos… Pero en un principio no eran así».

El historiador argentino Armando Alfonso Piñeiro se refiere al tema en su libro «Los fantasmas del pasado» donde escribe que los magos eran «sacerdotes y astrónomos de origen persa, como lo probaría el uso de camellos para transportarse hasta Belén. Vivían en Comagenes, diminuto reino ubicado al norte del río Eufrates y como rendían culto al Zoroastro, era imposible que fueran astrólogos. En aquella época se llamaban magos, precisamente, a los astrónomos y en general a todo docto personaje».

Merece un párrafo especial el hecho de que estos sabios llegaran a Belén guiados por los movimientos de un objeto celeste al que el evangelio denomina “estrella” de manera ambigua; pero que bien pudo ser un cometa, un stellium, una supernova o cualquier otro fenómeno cósmico que se destacara en el firmamento. El que usaran un objeto así para guiarse obliga a pensar que se trató de astrólogos o astrónomos. Más propiamente en aquellos días sacerdotes, maestros esotéricos o practicantes de la Alta Magia Blanca.

Hay opiniones de que se trata de una creación surgida de la imaginación del evangelista Mateo para enfatizar que Jesús fue reconocido por todos los pueblos del orbe. En cuanto al hecho de llamárselos “reyes” – lo que sólo ocurrió a partir del Siglo III – puede deberse a que se quiso dar confirmación a una profecía del Salmo 72, donde se lee: “Todos los reyes caerán delante de Él.”

Con el tiempo, surgieron grabados antiguos donde los viajeros aparecen vestidos con túnicas ceñidas a la espalda, sobre la cual flota el manto echado hacia atrás. Gorros frigios y las piernas desnudas o cubiertas con polainas apretadas, según la costumbre persa.

Hay polémica sobre la cantidad de magos que integraba el célebre grupo que, según quienes, fluctúa entre cuatro y doce. Explica Alonso Piñeiro que «en el siglo V el Papa San León dictaminó que eran tres. Ello no sólo coincide con numerosos testimonios coetáneos, sino también con el sugestivo hecho de que los regalos obsequiados al Niño Jesús eran oro, incienso y mirra. Vale decir, uno por cada visitante». Di Nola coincide: «Es a causa de los dones que presentan al niño Jesús, el oro, el incienso y la mirra, que ellos se convirtieron en tres para la tradición posterior. Anteriormente eran catorce». Prueba de estas diferencias numéricas se ven reflejadas en las pinturas alegóricas del siglo tercero representando a dos magos solamente así como las realizadas doscientos años más tarde que elevan la cifra a cuatro. Algunos manuscritos armenios de la época hablan de doce; tal vez uno por cada signo del Zodíaco.

El teólogo cristiano Orígenes (n. 185/m. 284)  refirió que no podía haber más ni menos magos que regalos recibiera Jesús, por lo que la cifra quedó establecida en tres. El papa San León suscribió esta idea.

Sobre su procedencia – que recién hacia el Siglo IX comienza a comentarse – se atribuyó a Melchor ser rey de Persia, a Gaspar de la India y a Balthazar rey de Arabia. En hebreo estos nombres significan: Melichior, “rei de luz”; Gathaspa “el blanco” y Bithisarea “señor de los tesoros”.

«Los reyes de Tarsis y de las islas ofrecerán presentes, los reyes de Arabia y Saba le traerán sus regalos, y todos los reyes de la Tierra le adorarán». (Salmo 71,10) Aquí aparece Saba, lo que conlleva otro misterio pues son las tierras de la enigmática Reina de Saba, territorio que hasta fuera buscado por aire en el desierto de Yemén en 1933 por el mismo André Malraux.

De acuerdo a los libros litúrgicos los «Reyes Magos» fueron así denominados recién en el siglo VI. Un siglo después adquirieron nombres y fisonomía propia. Fue cuando el historiador y monje benedictino inglés Beda, el Venerable (n. 673/m. 735), sentenció: «Melchor era anciano, de larga y poblada barba; Gaspar, joven, lampiño y rubio, y Baltazar negro con espesa barba».

Algunos historiadores sostienen que los «magos» murieron en el año 54, después de celebrar juntos la Navidad. Tras siglos de peregrinaje, sus restos alcanzaron reposo en tierra alemana.

Alonso Piñeiro aclara: «(…) en la bella Catedral de Colonia admiré el sepulcro de los famosos Reyes, consistente en una urna de oro y plata de trescientos cincuenta kilos de peso. ¿Cómo llegaron esos restos de hasta la cautivante ciudad germana? En lo que fue, sin duda, la primera expedición arqueológica de la historia Elena, la madre de Constantino el Grande – fundador del Imperio Bizantino – encontró la Cruz en la que Cristo fue crucificado, la corona de espinas y los restos de los Reyes Magos. Posteriormente, éstos fueron trasladados desde Palestina – lugar del hallazgo – hasta Constantinopla (…) tiempo después hubo otra mudanza, en esa ocasión hasta Milán. En el año 1164, el emperador Federico Barbarroja le regaló la urna al obispo de Colonia, quien hizo edificar lo que al tiempo sería la actual y bellísima Catedral homónima. (…) Como se supone que los Magos murieron martirizados, se fijaron las fechas respectivas de su martirologio: el 1 de enero San Gaspar; el 6 de enero San Melchor y el 11 de enero San Baltasar».

Aunque – según una tradición de la Edad Media – los magos se habrían encontrado 50 años después del nacimiento de Jesús, en Sewa – una ciudad de Turquía – donde, finalmente, habrían de fallecer. Mucho después, sus cuerpos fueron llevados a Milán (Italia.)

Por Antonio Las Heras (*)

(*)Doctor en Psicología Social y magister en Psicoanálisis. Autor de “Jesús de Nazareth. La biografía prohibida”, Ediciones Nowtilus (Madrid) y “Sociedades secretas: Masonería, Templarios, Rosacruces y otras ordenes esotéricas”, Editorial Albatros (Buenos Aires), libro que recibió la Faja Nacional de Honor en el Género Ensayo de la Sociedad Argentina de Escritores (SADE).

©2013-paginasarabes®

Licencia Creative Commons

El misterio de los Magos venidos de Oriente por Antonio Las Heras se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.
Basada en una obra en http://paginasarabes.wordpress.com/2013/01/06/el-misterio-de-los-magos-venidos-de-oriente.

Bachar al-Assad invoca el veredicto de las urnas – Por Ghaleb Kandil

Siria_a

Las formulaciones que constantemente se repiten sobre el rechazo de toda forma de injerencia extranjera en Siria no son más que un gran engaño político en el que también han caído Estados y fuerzas que debían mostrarse solidarias con Damasco en su encarnizada y resuelta resistencia contra el plan imperialista tendiente a mantener la hegemonía unilateral que Estados Unidos pretende mantener sobre el mundo.

Lo que ha venido sucediendo en Siria desde el comienzo de los desórdenes no es otra cosa que una injerencia extranjera directa en los terrenos militar, de seguridad, económico, financiero, político, diplomático y mediático. Esta guerra universal declarada contra Siria fue concebida y planificada por Estados Unidos, que repartió los papeles entre los diferentes países o actores no estales, tanto en el Medio Oriente como en el resto del mundo. Washington evita así el envío directo de sus propias fuerzas armadas para destruir Siria ya que no le queda más remedio que tener en cuenta la fuerza de ese país árabe y de sus alianzas regionales antes de emprender cualquier aventura militar.

Resultaría ingenuo, e incluso ridículo, seguir repetiendo el leitmotiv de que hay que poner fin a la violencia e iniciar el diálogo sin que se hayan tomado medidas firmes y estrictas para poner fin al envío a Siria de armas, de terroristas, de dinero y de todo tipo de apoyo. El cese de la violencia y el inicio del diálogo deben ir acompañados de una resolución internacional de obligatorio cumplimiento que exija el desmantelamiento de los centros de operaciones en Líbano y Turquía y el cierre de los campamentos de entrenamiento abiertos en los países limítrofes, donde se forman los terroristas que son enviados a Siria.

Todas las fachadas de la oposición carecen de influencia sobre los grupos armados que siembran la muerte y la desolación en Siria. Y la mayoría de los informes creíbles y de las investigaciones serias muestran además que, en el terreno, la principal fuerza se compone del Frente al-Nusra, vinculado a al-Qaeda, y de los grupos takfiristas internacionales provenientes, según ahora confiesa la ONU, de 29 países árabes y musulmanes. La Hermandad Musulmana siria y sus esbirros de la coalición de Doha no pasan de ser simples fachadas manipuladas por al-Qaeda.

Los cambios que se han producido en el terreno deberían estimular a los amigos y aliados de Siria a emprender una campaña mundial de respaldo al Estado sirio ante el terrorismo del movimiento takfirista y de al-Qaeda. Como mínimo debería aceptarse la adopción de medidas de lucha contra los terroristas, en vez de ponerse a discutir con los estadounidenses sobre asuntos internos de Siria que deberían ser cuestiones de estricta soberanía. Se trata de temas que Washington y sus lacayos, principalmente las petromonarquías no tienen ningún derecho a mencionar, sobre todo teniendo en cuenta que esas petromonarquías ni siquiera cuentan con una Constitución ni realizan elecciones.

La disposición del poder sirio a dialogar y a ampliar la participación política en las instituciones es una clara muestra de confianza y de fuerza, que se basan en el incuestionable apoyo popular del que goza el presidente Bachar al-Assad. El jefe de Estado sirio está dispuesto a aceptar el desafío de la democracia, sometiéndose al veredicto de las urnas, única vía para saber quién representa realmente la conciencia nacional de los sirios.

Habría que preguntarse, sin embargo, si todos los demás, los que tanto en Siria como en el exterior dicen no querer otra cosa que democracia, están de verdad dispuestos a aceptar ese desafío. Es evidente que no, ya que están exigiendo como condición previa al cese de la guerra universal contra Siria que el presidente al-Assad no pueda presentarse a las elecciones presidenciales de 2014. Extraña visión de la democracia, esta que prohíbe que un ciudadano se someta al veredicto de las urnas.

La realidad es que todos saben que Bachar al-Assad sigue siendo, a los ojos de su propio pueblo, el garante de la unidad, de la soberanía y de la independencia del país, así como el símbolo de una Siria fuerte y orgullosa. Mientras que los otros quieren una Siria humillada, debilitada, rota y sometida a las petromonarquías. Pero eso es algo que no han de lograr.

Ghaleb Kandi

Fuente : Voltaire

©2013-paginasarabes®

El polvorín kurdo – Por Témoris Grecko

anio_nuevo_kurdo

Las anchas y bien asfaltadas avenidas de Erbil parecen desmentir que se está en Irak: La mayor ciudad del norte del país experimenta un boom económico que se expresa en algunos dispendios, como escaleras eléctricas en puentes peatonales que nadie utiliza o pasos vehiculares a desnivel casi vacíos.

Los inmigrantes kurdos de las montañas visten desgastados trajes tradicionales mientras observan los aparadores de las tiendas de marcas de lujo en los numerosos centros comerciales. Sus carros tirados por burros se hacen a un lado para dejar las calles a las flotillas de camionetas blancas 4X4, conducidas por ejecutivos de compañías extranjeras y trajeados kurdos de la floreciente burocracia regional.

Este veloz desarrollo, que ofrece esperanzas de seguridad y oportunidades laborales a los 5 millones de habitantes de la Región Autónoma del Kurdistán (RAK), está en peligro a raíz de una escalada de tensiones con el gobierno del primer ministro iraquí Nuri al-Maliki, que se agrava además por la inesperada crisis de salud del presidente del país, el kurdo Jalal Talabani, respetado por sus dotes de mediador.

Erbil es una isla de paz en un mar de batallas. Al norte, a cuatro horas en auto, está el área donde combaten los rebeldes del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) contra el ejército de Turquía; a cuatro horas al este se atraviesa la tensa frontera con Irán; tres horas al noroeste está el área a donde llegan decenas de miles de refugiados kurdos que escapan de la guerra civil en Siria, y lo más preocupante: a sólo una hora de camino hacia el este, en la vecina provincia de Kirkuk, están desplegados alrededor de 60 mil peshmergas (milicianos de la RAK) y del ejército nacional iraquí.

Desde sus respectivas trincheras apuntan los fusiles unos contra otros a distancias a veces de menos de 100 metros.

El miércoles 19, tropas kurdas dispararon contra un helicóptero militar iraquí. Tres días antes el presidente de la RAK, Masoud Barzani, acudió a la línea del frente y declaró: “Estamos contra la guerra, pero si las cosas van a la guerra, entonces todos los kurdos estamos listos para pelear”.

Aun con ser parte de Irak, la RAK tiene primer ministro y presidente propios. Barzani “es un líder que no siempre impone el cerebro al hígado”, dice a Proceso un diplomático occidental que pide el anonimato. “Y siendo hijo de quien es (el mayor héroe kurdo iraquí, Mustafa Barzani, gran enemigo de Sadam Hussein), aspira a emular a su padre enfrentando el poder de Bagdad y probablemente conquistando la independencia”.

En la esquina contraria, Al-Maliki encuentra que los kurdos le dificultan el dominio político del país y, lo más importante, controlan gran parte de las reservas de petróleo.

Las disputas territoriales y por los hidrocarburos ya ponen la mesa para el conflicto. El carácter y la rivalidad de Barzani y Maliki lo hacen más probable. La situación se agravó el pasado martes 18, cuando el pacificador Talabani, de 79 años, sufrió un infarto cerebral que lo envió de emergencia a Alemania. Se da por hecho que si sobrevive no quedará en condiciones de regresar a su puesto y la disputa por la sucesión se ha abierto.

Mientras tanto el gobierno iraquí ha denunciado al kurdo por haber cortado el suministro de petróleo para exportación. Y Barzani ha anunciado planes para construir un oleoducto hacia Turquía que le permita prescindir de Irak para vender el hidrocarburo.

“No quiero decir que estamos al borde de una guerra civil entre árabes y kurdos, sólo que no es impensable”, dice Osman Mustafa, quien prepara una tesis de doctorado sobre el nacionalismo kurdo para la Universidad Americana de El Cairo.

Además “turcos e iraníes temen que sus propias poblaciones kurdas se quieran separar. Esto puede desestabilizar la región entera”, advierte.

“Océano de reservas”

Es un simplismo pensar que todo lo que ocurre en Medio Oriente tiene que ver con petróleo. En este caso sí es uno de los dos elementos fundamentales de un problema que afecta a cuatro países.

El segundo elemento es que los kurdos son el mayor pueblo del mundo sin Estado propio. Son aproximadamente 30 millones de personas que viven principalmente en Turquía (unos 15 millones), Irán (7 millones) y Siria (2 millones), además de Irak, donde 5 millones habitan en la RAK y 2 millones en los llamados “territorios en disputa” (entre la RAK y el gobierno iraquí).

La aspiración por constituir un Estado se ve más cerca que nunca en la historia en la RAK, cuyo gobierno se maneja a su antojo respecto a las autoridades centrales de Bagdad: Mantiene representaciones propias (que llama “embajadas”) en 17 países, está integrado por “departamentos” que funcionan como ministerios, controla fronteras y aeropuertos en los que otorga sus propias visas, sostiene un ejército ligero (los peshmergas, cuyo nombre significa “los que enfrentan la muerte”) reconocido en la Constitución iraquí y –lo que irrita más a Bagdad– está imponiendo su dominio en la industria petrolera.

En un reportaje publicado el pasado domingo 9, titulado Un océano de reservas en espera de ser abierto, el diario británico The Financial Times describe a la RAK como “uno de los sitios con mayor atractivo para la industria global del petróleo” en el que ya se han descubierto 14 mil millones de barriles de combustible de unos 45 mil millones que se cree que existen en el subsuelo. Por lo pronto, ya ha atraído 10 mil millones de dólares en inversiones por parte de las grandes compañías (equivalentes a 2 mil dólares por cada habitante).­

“Es casi el único lugar de Medio Oriente donde el sector privado puede explorar territorio virgen”, dijo Tony Hayward, ejecutivo de la empresa petrolera Genel Energy, en el citado reportaje de The Financial Times.

La producción de 2012 fue de 200 mil barriles diarios. Se espera que alcance los 250 mil en 2013 y que escale hasta 1 millón en 2015.

A principios de diciembre Bagdad exportaba 100 mil barriles diarios de crudo producido en el Kurdistán, pero el miércoles 19 las autoridades de la RAK cerraron la llave y dejaron salir apenas 5 mil barriles diarios. La causa, explicaron, fue que el gobierno iraquí adeudaba 291 millones de dólares a las empresas productoras, a lo que Bagdad replicó asegurando que había pagado 541 millones de dólares.

El gobierno de Al-Maliki ha expresado su molestia porque el de Barzani ignora a las autoridades iraquíes y está concediendo por su cuenta contratos de exploración y de producción a compañías extranjeras, como las estadunidenses ExxonMobil y Chevron, la francesa Total y la rusa Gazprom.­

Para el primer ministro iraquí la gota que derramó el vaso fue que ExxonMobil anunció que a principios de 2013 iniciará perforaciones en Kirkuk, una provincia en la que la mitad de la población es kurda y la cuarta parte árabe (además de otros grupos étnicos menores). Esa provincia se encuentra en disputa porque Bagdad, interesada en el petróleo de la zona, rehúsa cederlo a la RAK.

“El primer ministro (iraquí) ha sido claro: Si Exxon pone un dedo en esta tierra, enfrentará al ejército iraquí”, declaró el martes 18 el parlamentario Samid Al-Askari, cercano a Al-Maliki. “No queremos guerra, pero iremos a la guerra por el petróleo y por la soberanía iraquí”, afirmó.

El Dubái del Kurdistán

Todo 2012 estuvo marcado por incidentes relacionados con el control de los hidrocarburos. La RAK ya había suspendido las exportaciones con argumentos similares entre abril y septiembre, cuando las partes llegaron a un acuerdo para canalizar los pagos de Bagdad.

Sin embargo Al-Maliki tomó la decisión de disolver las unidades militares conjuntas árabe-kurdas que patrullaban los territorios en disputa y reemplazarlas con un Comando de Operaciones del Tigris, totalmente árabe y bajo su control directo, que tomó posiciones en noviembre. La RAK respondió enviando tropas y el primer enfrentamiento tuvo lugar el día 16 de ese mes, con resultado de dos muertos.

Jalal Talabani es el líder de la Unión Patriótica del Kurdistán, la segunda mayor organización política kurda después del Partido Democrático del Kurdistán, dirigido por Barzani. El pasado lunes 10, mientras éste visitaba las trincheras de Kirkuk y arengaba a los peshmergas diciéndoles que ellos estaban “asumiendo el deber sagrado de defender el futuro del pueblo de Kurdistán”, Talabani trabajaba para disminuir las tensiones y buscar un acuerdo.

Entre el martes 18 (cuando Talabani sufrió el infarto cerebral) y el jueves 20, informes contradictorios alimentaron el rumor de que éste había muerto o estaba a punto de fallecer. Dada la gravedad del caso, cuando se habla de él se hace en tiempo pasado porque se descarta que pueda recuperarse al grado de volver a la presidencia del país.

“Era un apagafuegos y todo el mundo se lo reconocía”, explica Ahmed Sorani, analista del diario independentista Kurdish Globe. “Su mediación era apreciada en muchos ámbitos: En las disputas entre Al-Maliki y los partidos iraquíes, en el encono entre Al-Maliki y Barzani e incluso para que los turcos pudieran comunicarse con los guerrilleros kurdos del PKK.

“Su muerte, o su salida del mapa político hace más difícil que Erbil y Bagdad puedan llegar a un acuerdo. Y complica más las cosas porque se abre la pelea por la sucesión: entre los propios dirigentes kurdos y entre ellos y Al-Maliki, porque éste querrá imponer a un árabe de su coalición.”

“La desaparición de Talabani y la profundización de la crisis con Bagdad tiene a todo el mundo de nervios”, lamenta un europeo que trabaja para una de las mayores consultoras del mundo, encargada de organizar los esfuerzos de la RAK por atraer inversiones.

Como el resto de Irak, Kurdistán depende de los ingresos del petróleo. Los beneficiarios directos son los vinculados a la industria y quienes están cerca de ellos, como el taxista Gafur Sorani, quien gana unos 2 mil dólares al mes: “Cinco o seis veces lo de hace cinco años”, asegura.

Los demás reciben las migajas, lo cual se nota en el contraste entre las deterioradas casas del viejo Erbil, concentradas alrededor de una ciudadela con 8 mil años de existencia (es el asentamiento permanentemente habitado más antiguo de la humanidad, según la UNESCO) y las relucientes zonas construidas en los últimos nueve años, tras la caída de Hussein, donde abundan los rascacielos relucientes y las urbanizaciones con residencias de lujo, algunos de cuyos nombres revelan su estatus –Dream City e Italian Village– y donde el acceso es restringido.

El objetivo declarado es crear una “Dubái del Kurdistán”, utilizando las ganancias de los hidrocarburos para atraer compañías extranjeras que desarrollen una base industrial y de servicios generadora de empleos, ofreciéndoles infraestructura gratuita y exenciones de impuestos.

El problema es la pésima imagen de la marca Irak: Kurdistán se quiere disociar de ella para ofrecerse como un refugio de seguridad y estabilidad para los ejecutivos de las empresas, libre de los actos terroristas y los secuestros que plagan el resto del país. No han tenido uno desde 2007.

Sin embargo resultará difícil consolidar el clima de relativa tranquilidad si sigue creciendo la sombra de la guerra.

Fiel a su tarea, el consultor europeo quiere transmitir confianza: “Estas llamaradas son normales, el próximo año se calmarán”, asegura. Pero reconoce: “Puede ser que la diferencia sea la falta de Talabani. No veo que, sin él, Al-Maliki y Barzani puedan alcanzar acuerdos”.

Fuente : Proceso

©2013-paginasarabes®

Arquitectura Islámica: Turquía (+ Video)

Mezquita Selimiye - Edirne - Turquía (panorámica)
Mezquita Selimiye – Edirne – Turquia (panorámica)

En la arquitectura islámica hay dos estructuras principales, la mezquita y el palacio.

La mezquita es, un edificio religioso, pero carece de altar o cualquier otro punto que polarice el culto, el único punto de referencia es el mihrab, una especie de hornacina, orientada hacia La Meca.

El palacio, es un complejo de edificios y pabellones, cuyo punto central es la residencia del Sultán.

La mezquita, al igual que la catedral medieval, era un centro en donde se desarrollaban funciones sociales, cívicas y religiosas. Así, era el centro de la ciudad o el pueblo. Existen tres plantas básicas, cada una de las cuales corresponde a un clima y a una herencia cultural de su país de origen. Las tres son de plano abierto, con cuatro iwanes y una cúpula.



©2012-paginasarabes®

Licencia Creative Commons

Arquitectura Islámica: Turquía por Al Muru Andalucí se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.
Basada en una obra en http://paginasarabes.wordpress.com/2012/12/07/arquitectura-islamica-turquia-video.