Archivo de la categoría: Cultura

Bagdad, te saludo – Adonis

bagdad_col

I

Deja el café y bebe otra cosa
mientras escuchas a los invasores:
“Con la gracia del cielo
hacemos una guerra preventiva;
desde el Hudson y el Támesis
traeremos el agua de la vida
para hacerla fluir en el Éufrates y el Tigris”.
Una guerra contra el agua y los árboles,
contra los pájaros y los rostros de los niños.
De entre sus manos surgen lenguas de fuego
en forma de clavos de cabeza oval,
y en sus hombros resuenan
las palmaditas de los dioses.
El aire gime y llora
a lomos de un junco llamado tierra;
la arena se hace roja y negra
entre los tanques y las bombas,
entre ballenas que son misiles volantes,
en un tiempo improvisado por la metralla,
en volcanes espaciales que expulsan su líquida lava.
Oscila, Bagdad, sobre tu cintura transida de agujeros.
Los invasores nacieron en un viento que anda a cuatro patas
por gentileza de su cielo particular,
ese cielo que está preparando al mundo
para que lo engulla la ballena de su lengua sagrada.
En verdad, como dicen los invasores:
parece que este cielo-madre
sólo sabe alimentarse de sus propios hijos.




¿Pero también hemos de creer, invasores,
que los misiles tienen sello de profecía,
que la civilización se hace a golpe de residuo radiactivo?
Una nueva ceniza vieja bajo nuestros pies.
Pero decidme, pies que andáis sin rumbo,
¿sabéis a qué abismo habéis llegado?
Nuestra muerte está al filo de las agujas del reloj;
nuestro pesar se dispone a clavar sus uñas
en la carne de las estrellas.
Guay de esta nación de la que somos:
una tierra que nada crepitante en incendios
donde los hombres arden cual leña seca.
Cuán hermosa eres, piedra sumeria,
tu corazón sigue latiendo con un Gilgamesh
que se dispone, de nuevo, a echar pie a tierra
para volver a buscar la eternidad de la vida;
pero, esta vez, su guía no será sino
un haz de polvo radiactivo.
Hemos cerrado las ventanas
tras limpiar los cristales con periódicos
que cifran la historia de la invasión.
Luego, hemos arrojado a las tumbas
nuestros vestigios de rosas.
¿Adónde vamos?
Ni siquiera el camino se cree ya nuestros pasos.

II

Una nación entera está a pique de olvidar su nombre.
¿Y todo por qué?
¿Una flor roja me enseñó a dormir
en el seno de mi ciudad de letargo?
El asesino ha devorado la canción;
no preguntes pues, poeta:
a esta tierra sólo puede despertarla
el fuego de la rebelión.

Ali Ahmad Saíd – ‘Adonis
(Qassabin, Siria, 1930)

Publicado en Al-Quds al-Arabi el 1 de abril de 2003

Con información de Nodo50

©2016-paginasarabes®

Un pueblo culto jamás será colonizado

Jatari Hamudi, rector de la Universidad de Tifariti de la República Árabe Saharaui Democrática
Jatari Hamudi, rector de la Universidad de Tifariti de la República Árabe Saharaui Democrática

Mientras que durante la colonización española el pueblo saharaui tenía un 95% de analfabetismo, hoy se ha eliminado por las continuas campañas de alfabetización, señaló Jatari Hamudi, rector de la Universidad de Tifariti de la República Árabe Saharaui Democrática.

Hamudi, quien se encuentra de visita en Lima para realizar convenios de cooperación con universidades locales, dijo que ese logro fue gracias a que como pueblo y como Estado han dado mucha importancia al sector Educación.

“Tenemos más de 40 años viviendo en campamentos de refugiados debido a la invasión marroquí. Muchos indefensos saharauis huyeron de la invasión buscando un lugar en donde puedan salvarse. Los marroquíes nos atacaron con bombas prohibidas internacionalmente y en ese clima hemos dado clases de alfabetismo en las cuevas, en el desierto y los resultados son palpables: todos saben leer y escribir. La primera lengua es el árabe y la segunda el español”, expresó Hamudi.

La Universidad de Tifariti es el primer centro de altos estudios en un campo de refugiados. Actualmente estudian 400 jóvenes en Enfermería, Educación, Periodismo y Administración Informática. Existen tres anexos que pertenecen al Ministerio de Cultura que pasarán como facultades y son Música, Bellas Artes y Audiovisuales. Como no puede abarcar a otros estudiantes estos lo hacen en universidades de Europa, Argelia y Cuba.

“Estamos formando los cuadros para que en el día de la independencia haya gente capaz para llevar adelante la construcción y el progreso de este Estado. Un pueblo culto jamás será colonizado”, enfatizó.

De otro lado mencionó que la vida en los campamentos es muy difícil y los jóvenes quieren un futuro mejor inclinándose a la guerra en vista que los marroquíes bloquean el referendo de autodeterminación dispuesto por las Naciones Unidas porque tienen la certeza que los saharauis votarán por la independencia; además, los invasores marroquíes están cometiendo toda clase de violaciones de derechos humanos y expolian nuestros recursos en el Sahara Occidental.

Pidió que el presidente Pedro Pablo Kuczynski restablezca las relaciones diplomáticas con la RASD establecidas en 1984, pero canceladas en el régimen de Fujimori. “Hay muchos países que tienen relaciones con la RASD y en sus capitales se encuentran las dos embajadas, la marroquí y la saharaui”, finalizó Hamudi.

Por Ricardo Sánchez Serrao
Con información de  Diario Uno

©2016-paginasarabes®