La ONU dificulta la intervención imperialista contra Siria

unidades_navales_rusas_siria
Las intenciones bélicas de EE UU y el Reino Unido volvieron a quedar trabadas por el poder de veto de Rusia y China en el Consejo de Seguridad del organismo

Todo parece indicar que es por la posición que ha fijado la ONU el que aún no se haya producido una intervención militar sobre territorio sirio. Las intenciones bélicas de los EE UU y el Reino Unido volvieron a quedar trabadas por el poder de veto de Rusia y China en el Consejo de Seguridad del organismo; mientras que la opción de lanzar un ataque al margen de las Naciones Unidas también quedó en suspenso debido a que en Siria todavía está desplegada una misión internacional que investiga el posible uso de armas químicas. Aun sin esos resultados, el presidente estadounidense Barack Obama aseguró que fue el gobierno sirio el que «llevó a cabo los ataques», aunque aclaró que aún «no ha tomado una decisión» sobre una eventual intervención.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, ha indicado que los inspectores de la ONU necesitan cuatro días en Siria para concluir su investigación sobre el presunto ataque con armas químicas y tiempo para analizar sus hallazgos. «Están trabajando muy duro, en circunstancias muy, pero que muy peligrosas», ha subrayado Ban en rueda de prensa en La Haya, donde asiste a las celebraciones con motivo del centenario del Palacio de la Paz, sede de la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

«Dejemos que concluyan su trabajo durante cuatro días y luego tendremos que analizar científicamente con expertos y luego, creo que tendremos que informar al Consejo de Seguridad para cualquier acción», ha remachado.

Siria presentó pruebas ante la ONU sobre la utilización de armas químicas por parte de los rebeldes

El gobierno sirio reiteró su firme disposición a defenderse de cualquier agresión, advirtiendo que su país se convertirá en «el cementerio de los invasores» y acusando a Estados Unidos y sus aliados de emplear «argumentos falsos» para justificar una intervención militar.

Hemos entregado a Naciones Unidas todas las pruebas y documentos que muestran que fue la oposición, no el Estado, la que utilizó armas químicas», informó el vicecanciller sirio, Faisal Miqdad, en una conferencia de prensa tras haber mantenido conversaciones con funcionarios de la ONU.

Miqdad explicó que el gobierno del presidente sirio Bashar Al Assad entregó ayer esas presuntas evidencias del ataque e insistió en que nunca usarían armas químicas contra su pueblo «en caso de que las tuvieran», informó la agencia de noticias EFE.

 El presidente de Estados Unidos niega haber tomado una decisión sobre la intervención en Siria

Barack Obama, ha asegurado que aún «no ha tomado una decisión» acerca de un posible ataque a Siria, pero ha dejado claro que atribuye al régimen de Bashar Al -Assad responsabilidades por el uso de armas químicas contra civiles la pasada semana, por lo que deberá rendir cuentas.

«No he tomado una decisión (con respecto a Siria), he recibido opciones por parte de nuestras fuerzas armadas, y he tenido extensas discusiones con mi equipo de seguridad nacional», ha expresado Obama en una entrevista con la televisión pública PBS.

En Estados Unidos los medios informan que el presidente Obama presentará, quizás este jueves, lo que se dice es «evidencia innegable» de que realmente ocurrió un ataque con armas químicas en Siria y de que el más probable responsable fue el presidente de esa nación, Bashar Al – Assad

Bashar Al-Assad responde al periódico ruso Izvestia.

El miércoles el gobierno de Siria hizo frente a la acusación lanzada por los insurgentes de haber utilizado armas químicas. ¿Qué puede responder a ésto?

Es un contrasentido: primero se presentan las acusaciones y únicamente después se recogen las pruebas. Es decir, el miércoles nos acusaron y el gobierno norteamericano no anunció hasta al cabo de dos días que empezaba la recogida de pruebas.

Nos acusan de que el ejército empleó armas químicas en una zona que parece que se encuentra bajo control de la insurgencia armada. En realidad en esa zona no hay una línea exacta de frente entre el ejército y la insurgencia armada. ¿Acaso el Estado puede utilizar armas químicas o cualquier otro de tipo de armamento de destrucción masiva en un lugar donde están concentradas sus tropas? Por eso ese tipo de acusaciones son exclusivamente políticas.

¿Admite que Estados Unidos podrá actuar en relación a Siria como lo hizo en Irak, intentando encontrar un pretexto para la invasión?

No es la primera vez que se plantea la cuestión de la intervención militar en Siria. Desde el principio de la crisis EE UU, Francia y Gran Bretaña intentaron realizar una intervención militar pero no pudieron convencer a sus pueblos y a todo el mundo de que esa política fuera sensata y útil. También resultó que la situación aquí es diferente de la de Egipto y Túnez.

Otro obstáculo para la intervención militar es que todos comprenden que lo que tiene lugar en Siria no es una revolución popular ni la exigencia de reformas. Se trata de terrorismo. En una situación así los líderes occidentales no pueden decir a sus ciudadanos: “Vamos a Siria para apoyar al terrorismo”.

Con información de : EFE, RTVE, Rusia Hoy e Infonews

©2013-paginasarabes®

Deja un comentario