Manuscritos andaluces

manuscritos_andaluces

En Córdoba, en el año 822, Abderramán II subió al Trono, de 833 a 852 ampliaba la Mezquita con ocho naves en dirección sur, respetando la estructura del primer edificio. Con su muerte, esta obra fue terminada por su hijo Al-Hakem II que reinó de 961 a 976, inició un largo periodo de paz en Córdoba, la Cultura, la Ciencia y las Artes alcanzaron un alto nivel.

El califa apasionado de la lectura y adicto a los pensadores griegos pagó una fortuna para importar en Andalucía libros y manuscritos raros. El soberano construyó la gran biblioteca de Córdoba, en la que se podía ver hasta 400 mil volúmenes y creó numerosas escuelas gratuitas en la ciudad.

El Inglés hispanista John Brande Trend escribió sobre Córdoba:

«En el siglo X, Córdoba fue la ciudad más civilizada de Europa, despertaba el asombro y la admiración del mundo, como Viena en los Estados balcánicos. Despertaba cierta curiosidad en los viajeros procedentes del norte de Europa que oían que esta ciudad contenía 70 bibliotecas y 900 baños públicos; también los gobernantes de León, Navarra y Barcelona requerían a Córdoba los servicios de un cirujano, un arquitecto, un sastre o un músico».

En 1013, en el reinado del califa omeya Hisham una revuelta bereber estalló, organizada por predicadores Jariyitas (ni sunitas ni chiítas), los bereberes desconsiderados y muy fiscalizados se rebelaron contra sus gobernantes omeyas árabes. La revuelta empezó por Maysara, y se extendió a lo largo del resto del Magreb y terminó en Andalucía con el saqueo y la destrucción de Córdoba, la biblioteca fue vaciada y sus libros vendidos, principalmente a Judíos que los negociaron en el Imperio Bizantino, Granada y Murcia, algunos hoy los encontramos en el Museum de Londres.

Por el año 1063 aparece el Sufismo con una fuerza particular en Almería, Mohamed de Almería consagra su vida a predicar en Almería la continuidad del espíritu de Ibn Masarra dentro de un sufismo influenciado por la escuela de Almería heredera de las interpretaciones sufistas de los heterodoxos de Pechina.

En 1109 los alfaquíes de Almería, capitaneados por «El Berchi» natural de Berja redactaron una «fatwa» de protesta que condenaba la conducta del sultán Yusuf Ibn Almorávide Tashfin y se insurgen contra la intolerancia. Almería puerto de la flota de guerra del Reino de Granada pierde importancia económica y militar, inexorablemente el fin del Reino de Granada se aproxima.

El 2 de enero del 1492 Granada se rinde bajo un tratado de 77 artículos Capitulaciones que aseguraban la libertad de Religión a los Moriscos (No respetado), los reyes Católicos ponían fin al último Reino Musulmán en España.

En la noche del 1568 un levantamiento se produce en la Alpujarra Granadina y Almeriense capitaneada por Hernando de Valor (Abén Humeya), el Marqués de Velez y Don Juan de Austria ponen fin a esta guerra en 1571 y dispersan la población morisca por todo el territorio, otros son expulsados al actual Marruecos, es el caso de Yuder Pacha, nacido en Cuevas de Vera, (de Almería), morisco reconvertido al Islam fue nombrado General por el sultán Ahmed al-Mansur Saadi, al frente de las tropas de Marruecos, Yuder Pacha vence la Dinastía Askias del Imperio Songhaï en Mali, en 1591 se apodera de Tombuctú y Gao. Tombuctú a principios del siglo 15 fue recibiendo desde España numerosos libros y manuscritos de gran valor intelectual, sobre las Ciencias, y el Derecho, su origen era de la musulmana Andalucía aún existente y que temía que la Inquisición destruyera estas obras, tal como lo habían hecho los berberos Almorávides en Córdoba.

Tombuctú, era la ruta obligada para el comercio del oro y sal hacia el Sureste, Sudán, Mali y Nigeria y el Cairo, la costa atlántica de Marruecos y Mauritania al Norte, la ciudad brillaba por la lluvia de libros y documentos llegados de España, escritos en árabe, hebreo o en versión árabe africanizada, muchos de estos libros llegaron al Cairo, otros manuscritos están aún en Mauritania.

Tombuctú, ciudad de los 333 Santos del Islam ha temblado ante las hordas salvajes de jihadistas de AQMI y Al -Qaeda del Maghreb que destruyen toda cultura que no sea conforme a la Sharía. Tombuctú y los pueblos de su entorno se movilizaron para poner a salvo en Bamako 30 Mil libros de su biblioteca, mas unos 300 Mil manuscritos y libros repartidos en colecciones privadas, muchos de ellos aun no explorados ni traducidos, estos escritos tan preciosos para el pensamiento universal, Mali carece de los medios indispensables para restaurar, investigar e interpretar los escritos salvados.

Demasiadas destrucciones y saqueos criminales de la Cultura Universal han sido consentidos, perpetrados con la complicidad de países bien conocidos, silenciamos nombres por intereses económicos. Los Documentos de Tombuctú van a regresar a España próximamente, serán expuestos en diferentes ciudades de Andalucía, esperemos que Almería por su contribución Histórica recibirá estos escritos, después serán depositados en Toledo para ser restaurados y estudiados, serán guardados hasta el momento en que cese de existir el Obscurantismo de los fanáticos criminales que pretenden defender el Islam. ¿Va España a poner los medios necesarios y responder a la esperanza de los que han depositado su confianza en ella?

Por Juan Castilla
Con información de Diario de Almería

©2016-paginasarabes®

Deja un comentario