La Divan Orquesta de Barenboim toca esta noche en Madrid

Daniel Barenboim

El director de orquesta ha subrayado que gane quien gane en Andalucía, la Divan seguirá adelante, se recorte o no en el presupuesto, porque es un ejemplo de convivencia entre Israel y Palestina. Ha pedido al PP que aleje del debate político a la orquesta, que nada tiene que ver con las ideologías.

Daniel Barenboim pasa este viernes por el Auditorio Nacional de Música de Madrid para interpretar la «Sinfonía nº 3 en re m» del compositor austríaco Anton Bruckner, al que describe como «un grandísimo músico y un director genial», y volverá a dirigir esta sinfonía el sábado 21 de enero en el Palau de la Música en Barcelona.

Horas antes, este pasado jueves, el pianista y director de orquesta Daniel Barenboim ha declarado que espera que si gana el Partido Popular las próximas elecciones en Andalucía no convierta a la Fundación West-Eastern Divan Orquesta, que dirige desde 1999, «en objeto de debate político porque la institución no está ligada a ninguna ideología». «La Fundación West-Eastern Divan Orquesta no está ligada a ninguna ideología política así que sólo espero que el Gobierno de España no convierta a la institución en objeto de debate político», ha explicado el músico en un encuentro con distintos medios, antes de añadir que lo único que el PP tiene que aclarar es si quiere «ayudar a los palestinos e israelíes y darles una educación musical o no».

Preguntado acerca del futuro que correrá la fundación si la Junta de Andalucía reduce el presupuesto destinado a la Divan, Barenboim no tiene dudas: «La Divan va a seguir existiendo pase lo que pase en la Junta de Andalucía». Así de rotundo se ha mostrado el maestro de la música después de atender a más de 300 personas en un acto, celebrado en la Fundación Juan March, en el que ha hecho un repaso a su vida, en una conversación mantenida con el periodista y amigo Jesús Ruiz Mantilla.

En el acto, Barenboim ha viajado al pasado hasta su infancia para recordar su primer contacto con el mundo de la música. «Vengo de una familia no muy rica, mis padres enseñaban música, y nunca conocí a nadie que no tocara el piano, es por eso que para mí, tocar el piano siempre ha sido una cosa muy natural, no necesito condiciones especiales para concentrarme», ha confesado.

Nacido en Buenos Aires en 1942 en el seno de una familia judía de origen ruso y con nacionalidad argentina, española e israelí, Barenboim siempre ha cultivado la música de cámara y ha dirigido a las mejores orquestas del mundo. En 1999, fundó junto al filósofo palestino Edward Said una insólita orquesta, la West-Eastern Divan, formada por judíos, palestinos, árabes y españoles, un proyecto que afirma, es la muestra de que la convivencia entre Palestina e Israel es posible.

«No ha habido hasta hoy una solución para el conflicto, porque no se trata el problema por lo que es. No se puede resolver política ni militarmente. (Israel y Palestina) son dos pueblos convencidos de tener el derecho de vivir sobre el mismo pedacito de tierra y la solución es muy fácil, tienen que darse cuenta de que pueden vivir uno al lado del otro o juntos, pero no espalda con espalda», ha subrayado.

Admirador de grandes genios de la historia de la música como Robert Schumann, Ludwig van Beethoven o Wolfgang Amadeus Mozart, Barenboim ha reconocido que «cualquiera puede disfrutar de la música, incluso aquellos que no saben, sólo basta abrir bien los oídos y escuchar lo que tiene que decir». «La música no puede absorberse sin concentración, no es algo que entre por un oído y que salga por el otro, hay que escucharla, con concentración. No es indispensable saber de música para entenderla, sólo hay que atreverse», ha comentado.

 ©2012-paginasarabes®

Licencia Creative Commons

La Divan Orquesta de Barenboim toca esta noche en Madrid por Al Muru Andalucí se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.
Basada en una obra en paginasarabes.wordpress.com.

Deja un comentario