Cada quien su cielo

mezquita_cielo_2

Existe un gorrión minúsculo que, cuando retumba el trueno de la tormenta, se tiende en el suelo y levanta sus patitas hacia el cielo.

-¿Por qué haces éso? – le pregunta un zorro.

-¡Para proteger a la tierra y a todos sus seres vivos! -contesta el gorrión-. Si por desgracia el cielo cayese de repente, ¿te das cuenta de lo que ocurriría? Por éso levanto mis patas para sostenerlo

-¿Con tus enclenques patitas, quieres sostener el inmenso cielo? – pregunta el zorro.

-Aquí abajo cada uno tiene su cielo – dice el gorrión-. Vete … tú no lo puedes comprender…

©2013-paginasarabes®

Deja un comentario