Por Irving Ramírez – BAKR FANSA y su phatos solitario – (De Hierofanías a la escaramuza del color)

King Faisal Ibn Abdul Aziz

Podemos creer al observar un cuadro de Bakr Fansa que nuestro sueño no ha terminado, o al menos que la ensoñación del poeta que tanto preocupa a Gaston Bachelard, nos ha marcado de alguna forma sin darnos cuenta. Pero mirar un cuadro de Bakr es un enfrentamiento perpetuo con la fantasía, digna de un relato de las Mil y una noches. Ciertamente, acaso para nuestra cultura occidental sea un poco desconcertante esta revelación del color como trasunto de nuestra psique, de lo profundo que se guarece en nuestro laberinto onírico inconsciente.

Por lo demás, entrar a ese mundo es revivir la infancia, emigrar a ese espacio que desnuda más la cultura oriental, de donde es originario Bakr (Siria, Asia Oriental), esa sensibililidad metafísica, plena de religiosidad, de deseo por abarcar el absoluto(el espacio infinito, en este caso), y que, no obstante, también, está plagada de encuentros más con la naturaleza(lo concreto, lo real), que la cultura occidental. Fansa reúne en su poética el sincretismo de, por un lado, la herencia clasicista, y por otro, la vanguardia(el surrealismo)así como la ya mencionada cultura árabe(tal vez inconsciente); así, el resultado en su pintura es un trabajo con trazos nada académicos, más bien producto de eso que se llama comúnmente inspiración, de un estado de trance creador, de captura de la intuición del instante, del colapso del tiempo que se detiene, se dinamiza,y se tiende a lo largo y ancho de la emoción.

Siempre los espacios aéreos como para volver a esa ordalía quimérica de todas las religiones, esa sublevación de nuestros pesares; y por consiguiente, esa fijación humana por alterar el ritmo del mundo y poder integrarse al espacio siempre abierto que todo lo esparce y desintegra para reunirlo de nuevo en el ojo; ese camino hacia el todo que tanto obsesionó a Fernando Pessoa, el poeta portugués, el poeta de la vista, para quien los demás sentidos solo son acompañantes del ver; en esa filosofía (absorber el mundo) está inscrito Bakr que con la posibilidad de lo imposible, logra abrirnos otra puerta hacia el mundo exterior que es una proyección del mundo interior. Sus cuadros tienen mucho del misterio de su cultura árabe, revelaciones plásticas, y ese afán por aprehender los espacios aéreos, los cielos, las cumbres, los caminos, así como figuras de otro tiempo y los mantos; sus paisajes son de tal minuciosidad que se rebelan a la pintura, es una realidad domada, exquisita, potenciada en un preciosismo que lo exalta. Las antorchas, las torres, como laberintos de la vida y la muerte, en fin… Fansa establece todo como un mundo binario: el fuego, el agua; la noche, el día; el mal o la inocencia; el amor y el desamor, todo como un relato esplendoroso que se enciende al mirar.

Obra de Bakr Fanza

Sus temas fantásticos han llamado la atención de críticos y coleccionistas de arte en el extranjero,Francia e Inglaterra, entre otros, no así en nuestro país de donde es naturalizado puesto que vive en Coatepec, suburbio de Xalapa,y antes en la Pitahaya que aparece en varios cuados suyos. Ya es mexicano, es amigable, entrañable, inocente, lo que se revela en su obra. Ex publicista, educado en Inglaterra, y reeducado en los suburbios de Xalapa. Bakr le hizo un retrato al desaparecido rey Faad de Arabia Saudita, quien lo mandó a traer ex profeso. Es un artista solitario. Sin grupo, sin representante, que trabaja arduamente en la construcción de una obra singular. La pasión de su trabajo lo define, su experiencia pasa por etapas. Su obra, dispersa ya por el mundo, difícilmente se reúne para una exposición. Y ajusto un poema de Blaise Cendrars a su obra:

El instituto meteorológico anunció mal tiempo

no hay futurismo

no hay simultaneidad

Bodin quemó a todas la brujas

no hay nada

no hay más que horóscopos y hay que trabajar

estoy inquieto

El espíritu…

NEBLINA MORADA . Poetas en la web

Fuente: Bakr Fansa

©2011-paginasarabes®

Licencia Creative Commons

BAKR FANSA y su phatos solitario – (De Hierofanías a la escaramuza del color) por Irving Ramírez se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.
Basada en una obra en paginasarabes.wordpress.com.

Deja un comentario