Todas las entradas de: Paginas Arabes

José de Arimatea y el Grial

El cronista Elinando, que fue el primero en referir la historia del Grial haciendo aparecer en ella a José de Arimatea, escribe: Gradalis autem vel gradale dicitur Gallice scutella lata et aliquantulum profunda in quia preciosas dapes, cum suo jure divitibus solent apponi, et dicitur nomine Graal… Hanc historiam latine scriptam (entiéndase: en los escritos de la Iglesia), invenire non potui, sed tantum Gallice scripta habentur a quibusdam proceribus, nec facile, ut aiunt, tota inveniri potest. En 1260, Jakob van Maerlant desmentirá la historia del Grial, precisamente basándose en el hecho de que hasta entonces la Iglesia todavía no sabía nada o, mejor dicho, no quería saber nada de ella.

Si bien en algunos textos el cáliz de José de Arimatea se identifica con el de la última Cena, en ninguna tradición cristiana se encuentran rastros de tal asociación. Por otra parte, aunque en los textos más posteriores y de fuerte tendencia cristiana el Grial adoptará, en este sentido, una función análoga a la del cáliz eucarístico en el misterio de la Misa, la repugnancia de un Robert de Boron, por ejemplo, a hablar de la naturaleza del Grial y la alusión a palabras secretas que a él se refieren, que nadie debe repetir y que sólo habían sido transmitidas a José de Arimatea, hacen pensar que se trata de un misterio diferente al del rito católico, y que en cualquier caso aparece celebrado por otros, no por el clero ortodoxo, junto a un simbolismo y a un esoterismo totalmente ajenos al cristianismo .


Y cuando algunos textos identifican el Grial como copa con el cáliz de Jesús y la lanza con la lanza de la crucifixión, quien sigue la lógica interna y advierte el tono fundamental del conjunto no puede dejar de preguntarse si se trata de algo más que de imágenes de la conciencia religiosa predominante tomadas a modo de préstamo como medio para expresar un contenido distinto. Que ese contenido arranca de tradiciones ajenas al cristianismo y refleja un clima bastante poco reducible a la religiosidad cristiana resulta bastante claro para todo aquel que considere en su conjunto las leyendas del Grial.

Wolfram von Eschenbach hace remontar las fuentes de su narración a un «Kyot el Provenzal», que a su vez había encontrado la leyenda de Parsifal y del Grial en textos paganos, descifrados por él gracias a su conocimiento de los caracteres mágicos. Flegetanis, de la estirpe de Salomón, había escrito en tiempos antiquísimos la historia del Grial contenida en esos textos, basándose en su ciencia astrológica, al haber leído el nombre del Grial en las estrellas. «Examinando las estrellas, descubrió secretos profundos de los que no hablaba sin estremecerse».

Por J. Evola


©2018-paginasarabes®

El pastor beduino y las vasijas de los rollos de Qumran

Vasija de los rollos de Qumran

Mohammed Adib Issa, el pastor beduino que descubrió con quince años los manuscritos de Qumrán dentro de unas ánforas al tirar unas piedras a una cueva y sonar sospechosamente, pronunció como últimas palabras antes de morir: «Sólo le pido a Dios que me libere, por fin, de la maldición que me persiguió toda mi vida.»

Murió de un cáncer que lo destruyó poco a poco durante años, solo, pobre de solemnidad, tan pobre en un campo de refugiados de Jordania que ni siquiera pudo pagarse su estancia en un hospital, ni una inyección de morfina que paliara sus terribles dolores. Murió pensando que había sido víctima de la maldición de un genio que había salido del ánfora donde encontró los pergaminos.

Por S. Río


©2018-paginasarabes®

Programa Nº 2 de Música Árabe en Berkana Radio

Segundo programa de Páginas Árabes en Berkana Radio. Una hora completa de música árabe. Esperamos lo disfruten.


Si abarcamos la historia cultural de los árabes desde los tiempos pre-islámicos hasta la época islámica en términos generales, la que se inicia en el siglo VII y se extiende hasta el siglo XVII, alcanzando su apogeo en el siglo XIII, podemos distinguir diversos criterios para enfocar este período histórico por parte de renombrados historiadores.

Durante la era pre-islámica hubo poetas que eran cronistas de cada pueblo, expertos en genealogía, en problemas jurídicos, de vecindad, límites y, asimismo, en los acontecimientos heroicos de los antepasados. Expresaban sus conocimientos en forma poética y los transmitían a los miembros de su raza tanto como a los pueblos vecinos. Esta poesía representa una importante fuente para la investigación de los orígenes del pueblo árabe, y ella proporciona con frecuencia informaciones de gran utilidad para la musicología.

Sólo a comienzos del siglo VII, paralelamente con el ingreso del Islam a la historia del mundo, los cronistas narran la historia de manera más precisa basándose en la poesía antigua y estructurándola como biografías, genealogías, leyendas, tradiciones y narraciones. Es así como Al-Tahari, un cronista que vivió entre los años 838 y 923 D.C., ordenó, como muchos otros cronistas de su época, los acontecimientos en forma cronológica, describiendo los sucesos que ocurrían año a año. En cambio, AI-Mas’udi (muerto en 956), establece como punto de referencia un pueblo, un rey o una dinastía, y analiza los acontecimientos en relación a ese punto. Es, además, uno de los primeros en incluir anécdotas históricas en las crónicas.

Trescientos años más tarde fue escrito el tratado de Ibn Khaldun (1332-1406). “Su visión de la historia la adquirió durante sus numerosos viajes y en el ejercicio de sus variadas funciones políticas, y la vertió en su obra principal, “Kitab al-‘lbar” (Libro de los Ejemplos). La primera parte de esta obra, la “Muqaddima” (Prolegómenos), le dio fama como sociólogo. Puede, por lo tanto, reclamar para sí el mérito de ser el primer historiador árabe-islámico que aplicó las teorías filosófico-materialistas de Al-Kindi, Al-Farabi, Ibn Sina [Avicena], Ibn Rusd [Averroes] y otros, al estudio de los fenómenos de la sociedad humana” (Lothar Rathmann, Geschichte der Araber, Von den Anfangen bis zur Gegenwart, p. 244) . 1

Por Habib Hassan Touma
Con información de Revista Musical Chilena. 1981, XXXV, Nº 156 



Notas:
  1. Traducción de una ponencia presentada al simposio sobre “Historicidad en la Música Europea y de otros Continentes” (Geschichtlichkeit in ausereuropäischer und europäisches Musik). dirigido por el profesor Christian Ahrens en el congreso internacional auspiciado por la Sociedad de Musicología alemana (Gesellschaft für Musikforschung), que se celebró en Bayreuth entre el 20 y el 26 de septiembre de 1981.

*Habilitar flash para ver el video.




©2018-paginasarabes®