Archivo de la categoría: Cultura

¿Existe o no la maldición de las Momias? – (Video)


La creencia en la maldición que rodea a las momias de Egipto surgió por el respeto que sentían los árabes por la magia egipcia desde que se asentaron en el país, alrededor del siglo VII d.C. Sus interpretaciones se centraron en el acecho de los vivos por los muertos, y desde sus primeros textos advierten de la resurrección de las momias gracias a la magia, basándose en las ilustraciones de las tumbas egipcias.

¿Sería posible investigar científicamente la existencia o no de la maldición de las Momias?. Así lo ha hecho un serio y acreditado médico y científico italiano, el Dr. Mark Nelson, publicando sus resultados en una de las mejores revistas médicas mundiales, British Medical Journal. Su objetivo principal fue el determinar la supervivencia de las personas occidentales expuestas o relacionadas con la apertura de la tumba de Tutankamon entre febrero de 1923 y noviembre de 1926. Fundamentalmente localizadas a través de los escritos de Howard Carter se identificaron a 44 de esas personas, de las que a 25 se podían considerar como posibles objetos directos de la maldición. Tras el análisis, para cada una de ellas, de las edades y las circunstancias en que se produjeron sus fallecimientos, así como de la supervivencia media tras la exposición, los cálculos matemáticos realizados llegan a la clara conclusión de que no existe ninguna base científica que permita afirmar la existencia real de consecuencias derivadas de la llamada Maldición de las Momias.

©2011-paginasarabes® 

El Hamsin – Poderosa fuerza de arena y viento – (+ Video)

hamsin_a-e1317156061883

El “hamsin” es la denominación en árabe de un fenómeno de inestabilidad meteorológica que dura cincuenta días a lo largo de la primavera.

Este fenómeno puede materializarse en forma de tormentas de arena del desierto o fuertes olas de calor, que elevan la temperatura por encima de los cuarenta grados.

La tormenta se produce en el interior de los desiertos, y surca las dunas con enorme velocidad, arrasando todo lo que encuentra a su paso.

Una historia biblíca atribuye el hamsin al comportamiento “exótico” del rey Salomón -capaz, según la leyenda, de dirigir “los espíritus del mundo invisible”- al azote de un viento implacable cargado de arena, en árabe hamsin significa “viento venenoso “.

Este viento llega a engendrar temperaturas de 55ºC, y levantan nubes inmensas de arena que oscurecen el sol y reducen la visibilidad (foto satelite). Pueden alcanzar los 150 kilómetros por hora y con su fuerza desplazan las dunas decenas de kilómetros, derriban árboles y casas, y son capaces de enterrar automóviles y ferrocarriles.

Al hamsin se le ha considerado como el “enemigo invisible” de los conflictos armados del lugar.

El ejército estadounidense ha comprobado que no afecta sólo a los equipos militares, motores, instrumentos de control por laser, radar, microondas o vías respiratorias y ojos de los soldados. Produce también un síndrome de agotamiento por déficit de catecolaminas (mareo, desmayos, presión baja, corazón lento) y otro de irritación por liberación de serotonina.

hamsin2_a-e1317156123747

Se ha documentado que este viento carga el aire con 1.000 a 2.000 iones positivos en un sólo centímetro cúbico. Eso altera la química del cuerpo hasta producir jaquecas, irritabilidad, ansiedad, agotamiento y alteraciones glandulares. De hecho, en el Oriente Medio era un atenuante para los delitos violentos que acontecieran cuando estuviera azotando el hamsin.

©2011-paginasarabes®

El Hamsin – Poderosa fuerza de arena y viento
Basada en una obra en paginasarabes.wordpress.com.

Máximas de Hasan al Basrî – Del «Tadhkiratul-awliyâ» – Farîd ud-Din Al-‘Attâr


Hasan al Basrî consideraba muy superiores a él a todos aquellos con los que se cruzaba. Un día, mientras paseaba a orillas del Shatt al-‘Arab, vio a un negro sentado al lado de una mujer. Frente a él había una jarra y una copa; los dos se servían sucesivamente de la jarra y bebían. Hasan al Basrî, viendo a aquel hombre, se dijo para sí: «He aquí uno que también vale más que yo». Sin embargo pensó: «Desde el punto de vista legal no es posible que sea mejor que yo, puesto que tiene a su lado a una mujer de malas costumbres y tiene la intención de beber vino». Mientras reflexionaba de este modo apareció en el río una embarcación enormemente cargada que llevaba a bordo siete personas, la cual, mientras se acercaba a la orilla, de repente se hundió.

El negro, tirándose al agua, salvó a seis personas una tras otra, y luego dirigiéndose a Hasan al Basrî, dijo: «Adelante, si eres mejor que yo. He salvado a seis, puedes salvar a uno tú también». Y agregó: «¡Oh musulmanes! Esta jarra está llena de agua y esta mujer es mi madre. He querido poner a prueba a Hasan al Basrî». Y dirigiéndose a este último: «Como ves haz juzgado superficialmente y no has sido capaz de ver más allá de las apariencias». A estas palabras Hasan al Basrî se tiró a los pies del negro, le besó las manos, y comprendiendo que era uno de los servidores de excepción del Altísimo, le suplicó: «Oh venerable, así como has salvado a estos náufragos del agua del río, sálvame del abismo del culto a mí mismo». A lo que el negro respondió: «Ve, estás a salvo». Desde entonces no consideró jamás a ninguno como inferior a sí mismo, sino que estimó que todos le eran superiores.

[…]

Hasan al Basrî dijo un día a sus íntimos: «Vosotros me recordáis a los Compañeros del Enviado —¡sobre Él el Saludo y la Paz!—». Todos se estaban alegrando, cuando agregó: «Son vuestros rostros y vuestras barbas las que son similares, pero nada más. Si ustedes los hubiesen visto, les habrían parecido locos; y si ellos los hubiesen visto a ustedes, no los habrían tratado como verdaderos musulmanes, ni siquiera a uno de vosotros; porque en la práctica de la fe ellos eran como caballeros montados sobre caballos rápidos como el viento, mientras que nosotros andamos como si estuviésemos sobre la silla de un asno con el lomo llagado»

©2011-paginasarabes® 

Licencia Creative Commons

Máximas de Hasan al Basrî – Del «Tadhkiratul-awliyâ» – Farîd ud-Din Al-‘Attâr por Al Muru Andalucí se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.
Basada en una obra en paginasarabes.wordpress.com.