Cristo: Rey, Sacerdote y Profeta

Uno de los acontecimientos simbólicos más notables de la tradición cristiana es incontestablemente la historia de los tresReyes Magos “venidos de Oriente” para rendir pleitesía a Jesús y llevarle “oro, incienso y mirra”. Es ante todo significativo que uno de estos tres reyes ostente el nombre de Melki-or (literalmente, en hebreo, “Rey de la Luz”), cuya raíz es la misma que Melki-Tsedek (o Melquisedec). René Guenon es formal a este respecto: “El nombre de Melquisedec no es otra cosa que el nombre bajo el cual la función misma del “Rey del Mundo” se encuentra expresamente designada en la tradición judeo cristiana”. Este nombre tiene una relación cierta con el centro espiritual supremo, el Agarta. Además Guenon añade: “La tradición judeo-cristiana distingue dos sacerdocios, uno “según la orden de Aarón”, el otro “según la orden de Melquisedec”; y este es superior a aquel, como Melquidesec mismo es superior a Abraham, del cual nació la tribu de Levi y, por consiguiente la familia de Aarón”.

La superioridad del “orden de Melquisedec” sobre Aarón proviene del hecho que Melquisedec es el “Señor de la Paz y de la Justicia”, es decir, que acumula el poder real y la autoridad sacerdotal, siendo a la vez rey y sacerdote. La Paz y la Justicia son, en efecto, los ideales respectivos de la autoridad espiritual y del poder temporal. El sacerdocio cristiano se identifica con el sacerdocio mismo de Melquisedec, siguiendo la aplicación hecha por el Cristo de uno de los Salmos: “Tu es cucardas in aeternum sucundum ordinem Melchissedec”. es preciso relacionar con esto el hecho revelador de que Cristo nació de la tribu real de Judá y no en la tribu sacerdotal de Leví.

De todo esto desemboca que Cristo es al vez rey y Sacerdote, y también Profeta, ya que el Profeta es precisamente aquel que reune en sí poderes, el poder temporal o real (que corresponde a la realización horizontal que hemos evocado en nuestro análisis del simbolismo de la cruz) y la autoridad espiritual o sacerdotal (que corresponde a la extensión vertical). La dignidad crística es pues la del “Hombre Universal”, a la que los musulmanes llaman precisamente el Profeta. Esta dignidad es conferida al cristo, desde su nacimiento, por los enviados del Agarta que son los “Reyes Magos”, de forma que Cristo es por esto mismo una representación del “Rey del Mundo” y el cristianismo una emanación perfectamente ortodoxa de la Tradición Primordial.

A propósito de los “Reyes Magos”, Guenon escribe: “El Mahanga ofrece a Cristo el oro y lo saluda como “Rey”; el Mahatma le ofrece el incienso y lo saluda como “Sacerdote”; por fin el Brahatma le ofrece la mirra (el bálsamo de incorruptibilidad) y lo saluda como “Profeta” o Maestro espiritual por excelencia. El homenaje así rendido al Cristo naciente, en los tres mundos que son sus dominios respectivos, por los representantes auténticos de la Tradición Primordial, es al mismo tiempo, nótese bien, el signo de la perfecta ortodoxia del cristianismo respecto a ésta”.

Por D.Cologne

©2017-paginasarabes®

Hadices del Profeta Muhammad (s.a.s) – Los huérfanos

Hadices del Profeta Muhammad (s.a.s) 
Los huérfanos

La mejor casa entre los musulmanes es aquella en la que se trata bien a un huérfano. La peor casa entre los musulmanes es aquella en la que se trata a un huérfano mal. (Ibn Maya, Adab, 6)

©2017-paginasarabes®

Shawarma (شاورما) – Tradición de la cocina árabe

Shawarma es un plato original de la gastronomía árabe. Sus orígenes se remontan a la antigua  Persia y significa “carne a la parrilla”. La carne tradicional  para su preparación  es el cordero, pero actualmente se prepara con gran variedad de carnes según los gustos del consumidor (ternera, pollo, pescado…). Su elaboración consiste en el asado de la carne que gira sobre un eje de metal con fuego a su  alrededor, posteriormente se corta la carne en finas láminas, y dependiendo del país, cultura o el gusto de la gente, se hacen distintos tipos de shawarma con ingredientes y presentaciones diversas.

En un principio, el shawarma fue la comida de los reyes persas, y en la antigüedad los iraníes sólo lo consumían una vez al año en el Nowrz, el año nuevo persa.

Se suele agregarle una guarnición de pepino, tomate, lechuga, cebolla, pimientos verdes, etc. La gastronomía  oriental ofrece una variedad de salsas que van desde las más suaves a las más picantes, una de las clásicas es la de yogur, conocida en turquía como Cacik o Tzatziki y en los países árabes, Labneh. También se acompaña con salsas con ajo, tahini,  tarator, guindilla o tomate entre otras.

Trascendiendo fronteras

Desde Estambul, llegó la versión turca de esta comida.

La historia del shawarma en Europa, también conocido como döner o kebab, comenzó en 1972,  año en el que Kadir Nurman, uno de los tantos turcos emigrados a Alemania en los años 60, instaló un puesto de comida rápida cerca de la famosa estación de tren Zoo (Zoologischer Garten) en la entonces Berlín Occidental.

En Alemania,  es el fast food más vendido. Se estima que  hay unos 16 mil negocios que venden kebabs en múltiples versiones a clientes que buscan una comida veloz y barata. Además se sabe que sólo en Berlín existen unos mil puestos de este delicioso platillo.

Actualmente el shawarma forma parte de la comida tradicional berlinesa tanto como lo es la salchicha. Se convirtió en un clásico entre los jóvenes que vuelven a casa tras las interminables noches de fiesta en la capital alemana.

También se calcula que compañías alemanas proveen el 80 por ciento de la carne y las máquinas para cocinar shawarma en todo el mercado de la Unión Europea (UE).

En España aparecieron primero en las capitales y después se expandieron al resto de ciudades. Los más comunes aquí son los de ternera y pollo, o mixtos de ambas carnes, pero cada vez se está extendiendo más la oferta a otras carnes.

Distintas variantes para un mismo plato

El LAHMACUN: se hace con una base de pan plano, delgado y redondo y se añade una mezcla de carne, verduras (zanahorias, cebollas, ajos, tomates…) que se suele enrollar y comerse con la mano. Se le suele llamar “Pizza turca”.

EL DÜRÜM KEBAB: no se prepara en pan de pita sino enrollado en una masa más fina, lo que los turcos denomina yufka. Aunque sí es la misma carne, vegetales y salsas del döner pero en forma de rollo. Es más cómodo de comer que el que se pone en pan de pita.

EL KEBAB DE PITA: es el que se consume en pan de  pita. Es el originario döner kebab, un bocadillo de carne, diversos vegetales y salsas dentro de un pan de pita. Suele ser de ternera o de pollo.

PLATOS COMBINADOS: aquí se sirven  en un plato, la carne y los demás ingredientes, sin introducirlos en ningún tipo de pan.

Si bien la receta de shawarma original requiere de los elementos para su particular modo de cocción, se puede preparar este delicioso plato en casa suplantando el horno vertical por la cocción en sartén, asado o al horno.



Receta de Shawarma

Ingredientes

1 kg  de carne de cordero o vacuna (Nalga, Cuadril, Cuadrada o Bola de Lomo) cortada en finas láminas.
2 cdas. De Baharat (mezcla de 7 especias)
1 cda. Pimienta Árabe
Sal A gusto
100 grs. de Grasa de pella o de cordero (grasa animal refinada)
100 cc. De vinagre de vino
jugo de 1 Limón
Vino tinto c/n ( en el caso de carne de pollo, macerar con vino blanco)

Preparación

Cortar la carne en rodajas medianas y luego en  tiras, lo más finas posible y por último en cubos pequeños.

Salpimentar agregar las especias (baharat y la pimienta), mezclar bien.

Incorporar el vinagre, el jugo de limón, el vino tinto y dejar macerar en la heladera entre 24 y 72 horas.

Calentar una sartén con el trozo de grasa, derretir un poco e incorporar la carne escurrida y saltear a fuego fuerte, corregir la sazón y retirar a punto.

Preparación del sándwich: En el centro de pan árabe poner rodajas finas de tomate, juliana de cebollas, pepinos, lechugas,  un poco de carne, una cucharada de tarator, salsa tahine o  Labanh (yogur natural) y espolvorear con perejil picado.


 Con información de: gastronomadascookpad.com

©2017-paginasarabes®