Tres mil años de historia en calles y museos – Cádiz

cadiz_cuento_arabe
Tres mil años de historia en calles y museos

Son tres mil años de historia, y eso no pasa en balde. Cádiz es un paraíso para los que buscan cultura tanto por la variedad de su oferta como por su singularidad, ya que en la provincia es posible contemplar desde las tumbas más antiguas de occidente hasta un arte patrimonio de la humanidad como el flamenco. Una cultura tanto custodiada en museos y salas de exposición como expuesta en la calle. El rico patrimonio arquitectónico gaditano es una muestra de los pueblos que han ido pasando por la región y que le han dado un carácter muy particular. En este reportaje ofreceremos solo unas pinceladas de lo que ofrece Cádiz; para redactarlo todo harían falta las millones de páginas que pueden escribirse a lo largo de tres mil años de historia.

Historia

Cádiz es la ciudad más antigua de occidente. La visita al Museo Arqueológico de la capital permite hacer un rápido repaso al rico bagaje histórico que tiene la ciudad. Así, pueden contemplarse desde los sarcófagos fenicios hasta las estatuas romanas que han ido apareciendo, fundamentalmente, en el entorno de la Bahía. Si de restos romanos se trata, pueden contemplarse en vivo en el yacimiento de Baelo Claudia, en Tarifa, que supone una muestra excepcional de una antigua factoría de pescado con sus viviendas aledañas; claro que también puede optarse por contemplar, de momento desde el exterior, el teatro romano de Cádiz, uno de los más importantes en la antigüedad, o las ruinas de Carteia, en San Roque.

De la época visigoda apenas quedan restos en la provincia, si bien se han conservado armas y piezas de materiales arquitectónicos. Sin embargo, de la época árabe ha quedado una gran riqueza. Especialmente significativa es la visita a Medina Sidonia, que conserva las murallas que levantó este pueblo en la localidad y su configuración urbana.

De la reconquista quedan algunos de los restos más destacables en Cádiz. Así, hay que reseñar la cantidad de castillos que jalonan la provincia como el de Castellar (que alberga viviendas en su interior), el de Arcos o el de San Marcos, en El Puerto. Muchos de ellos han sido transformados en hoteles, por lo que pasar una noche en ellos supone un gozo para los sentidos.

De la Edad Moderna, es especialmente significativo el centro de Cádiz, donde se erige su catedral, única en el mundo con su cúpula amarilla, un elemento propio de los musulmanes, y sus construcciones defensivas. Claro que no pueden dejarse de lado enclaves como Jerez, con sus palacios señoriales del siglo XVII y XVIII, a los que acompaña también su imponente catedral.

De los siglos XIX y XX, hay que destacar el Museo de Las Cortes de Cádiz, una síntesis de lo que supuso el asedio francés y la promulgación de la Constitución de 1812 para la ciudad y el país.

Claro que cultura es también el flamenco, el carnaval, la Semana Santa, las recreaciones que se realizan en los pueblos de la Sierra… por no hablar de manifestaciones culturales propias como las carreras de caballos en las arenas de Sanlúcar o las Hazas de la Suerte, por las que se reparten tierras entre los vecinos de Barbate y Vejer. En definitiva, Cádiz no le dejará indiferente si quiere ampliar conocimientos sin dejar de disfrutar ni un solo momento.

Con información de : La Voz

©2014-paginasarabes®

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *